Brillo en el jardín

Cómo contagiar el espíritu de esta época del año en los espacios abiertos de la casa, con buen gusto y sin exageraciones. Iluminación, colores y consejos prácticos para disfrutar de la Navidad al aire libre
(0)
13 de diciembre de 2009  

El jardín es un espacio que realza la decoración de una casa todo el año, y en especial durante las fiestas, cuando muchos incluso eligen armar las mesas navideñas en un espacio exterior. La mejor manera de darle a un jardín brillo navideño es, en principio, encendiendo algunas luces. Las intermitentes captan el espíritu de las fiestas y su fulgor contagia alegría... ¡pero no hay que exagerar! De hecho, los jardines tienen su propio ambiente, y la decoración e iluminación para los días de fiesta debe fortalecerlo, no sobrecargarlo.

Según Jennifer Sypeck, que sigue las tendencias para Smith & Hawken, especialistas norteamericanos en decoración de jardines, los renos con narices rojas parpadeantes pueden expresar un tremendo entusiasmo, pero no mucho estilo. "Hay que bajar el tono", dice Sypeck.

El rojo y el verde siempre van bien, agrega Sypeck, pero también vale la pena buscar nuevas combinaciones. Por ejemplo, sugiere usar una silla rojo brillante a modo de invitación para que Papá Noel se acomode en la galería; se verá bien en cualquier otro momento del año si se la rodea de flores y plantas de estación.

Cada vez más viveros venden ramas y hojas recién cortadas para armar guirnaldas caseras, que sirven para llenar macetas y decorar patios y decks. También se consiguen arreglos listos. De todos modos, los que se animen pueden salir en busca de ramas, piñas y hojas especiales para hacer armados con la producción del propio jardín.

Las estrellas federales agregan color festivo natural a los arreglos. Una opción algo kitsch, pero que puede quedar muy canchera, es decorar con duendes y enanos, que se consiguen también en viveros y tiendas de muebles para exterior.

"No hay que tenerle miedo a las pinturas en aerosol", dice Chris Campbell, cuarta generación de uno de los viveros más tradicionales de los Estados Unidos. La pintura plateada y dorada da brillo a los arreglos. Y si tiene el tarrito de aerosol en la mano, puede probar darles color a las macetas del jardín y a algunas hojas y ramas combinadas con el verde de las plantas y las guirnaldas.

Hoy existe una amplia oferta de luces para las fiestas y no es tan difícil encontrar nuevas maneras de iluminar los jardines. Las luces colocadas a lo largo de la curva de una baranda o un balcón, o por arriba de una glorieta, destacan la estructura y la arquitectura del jardín. Una hilera de luces en el portón del jardín, sobre la puerta de un cobertizo o en espiral en los rincones de una huerta alegrará las noches e invitará a dar paseos bajo las estrellas.

Luces diminutas también pueden ir bien sobre las parras, desenrollarse sobre el césped, colgarse de ramas o ubicarse a ambos lados del camino de entrada.

Las que funcionan a pila permiten ubicarlas a gusto y cambiarlas de lugar para lograr nuevos efectos.

La luz blanca sigue siendo lo más popular, dicen Campbell y Sypeck, pero también hay gran demanda de luces verdes y rojas.

También se pueden probar decoraciones en colores frutales. Verde lima, rosa fucsia y azul tropical son los preferidos de Campbell. "Es una tradición no tan tradicional -dice-. Simplemente se ve un poco más moderno." Es que las fiestas también son un buen momento para intentar nuevas ideas.

El toque verde

Por Mariángeles López Salón

Los jardines también se visten de fiesta, y en diciembre ganan las coníferas y las flores coloradas en los espacios verdes. Es el mes de los frutales con ramas cargadas de duraznos y ciruelas, y de las segundas floraciones de las rosas.

Por eso, la paisajista Clara Billoch, autora del libro Un año en el jardín , recomienda utilizar en ramos y centros de mesa navideños rosas, en armonía con alstroemerias rojas. El toque verde lo dan las hiedras, los azareros y el Buxus sempervirens (conocido como boj). "Además de ser símbolo de la Navidad, el rojo y el verde son colores complementarios que quedan bien y son llamativos", dice.

Puertas afuera, en el jardín, antes de plantar una conífera se debe tener en cuenta su tamaño final, para no encontrarse al tiempo con un árbol de dimensiones difíciles de manejar. Además de elegir la especie indicada, Billoch recomienda estudiar antes las necesidades básicas de cada una. "Por lo general, las coníferas requieren suelos fértiles y muy bien drenados, y pleno sol. Las piceas y los abetos son especies que prosperan en regiones más bien frías; por lo tanto, no se adaptan bien al clima de Buenos Aires", agrega.

Para un efecto bien natural, en lugar de adornar el jardín con borlas y guirnaldas se puede dar color plantando flores de estación, que alegran canteros y aportan clima navideño. Algunas opciones son el malvón, el geranio, la alegría del hogar, la flor de azúcar, la flor de papel y las petunias, especies de fácil cultivo y que dan flores rojas. El blanco propicia buen ambiente, por lo que recomienda gardenias o jazmín del cabo, Duranta erecta var. alba, Abutilon x hybridum (o farolito japonés), Dietes vegeta y Gaura lindheimerii. Antes de plantar, Billoch aconseja agregar una buena cantidad de compost para mejorar el suelo y estudiar si las plantas necesitan sol o media sombra y cómo debe ser el riego.

Con los arbustos se pueden armar formas geométricas que asemejen pinos. "En este caso, deben utilizarse plantas que resistan bien la poda y que tengan brotaciones compactas. Por ejemplo, el boj, el Syzygium paniculatum (eugenia), el Ligustrum sinensis (ligustrina) y el Taxus baccata", dice. Pero estas formas no se logran de un día para otro: se logran después de un par de años de podas sucesivas hasta dar a la planta la forma deseada, un arte que se denomina topiario. Y que requiere paciencia.

Una decoración festiva con presupuesto ajustado

Por Elaine Markoutsas (Atlantic Syndication)

La magia y el espíritu de las fiestas se logran en gran medida con el calor de la familia, la tradición y el compartir veladas con amigos. No obstante, la decoración también ayuda.

Algunos no pueden resistirse a usar colecciones de decoraciones festivas acumuladas a lo largo del tiempo. Pero, aun con un presupuesto ajustado, es bueno pensar en nuevas ideas que tengan en cuenta el estilo y el glamour, además del bolsillo.

Si sólo se compra un objeto o accesorio de decoración, lo que conviene es buscar piezas que digan algo fuerte.

¿Por dónde empezar?

"Si se tiene muy poco dinero para invertir, la clave son las luces -dice la especialista Jennifer Sypeck-. Hay que asegurarse de tener muchas luces, y se logra a muy bajo costo."

Para algo un poco más especial se pueden comprar luces con formas de moda o con brillo adicional.

Un detalle simple es colocar en la puerta de entrada un felpudo festivo, que da el tono para el resto de la casa. Los hay con figuras de flores, renos, y de casi cualquier imagen festiva que se le ocurra.

Antes de decorar hay que analizar dónde crear un "momento". Así se refiere Stephen Perfetto, director de estilo de la revista de Country Home, a un centro de mesa o a un grupo de objetos decorativos. Puede ser algo tan simple como las ramas perennes recogidas del jardín. El aroma a pino es uno de los elementos que crean el ambiente de las fiestas. Se deben colocar en la base de un candelabro (lejos de las luces) o sobre un mantel. Luego, agregar ornamentos de tonos inesperados, como turquesa o verde lima. En un interior neutral funciona prácticamente cualquier color.

Los ornamentos de vidrio, las velas y las guirnaldas atrapan vivamente la luz. Este año resultan especialmente elegantes los candelabros de vidrio de mercurio en distintos tamaños, que van bien en colores apagados como chocolate, oliva, azul y borravino.

Marcos para fotos decorados quedan muy bien en la mesa del living o en un hall de entrada. Si se le ponen fotos de navidades pasadas adquieren un toque aún más especial. Incluso se pueden crear adornos para el árbol con fotos a las que se les pueden agregar cintas de satén en color marfil.

No olvide el toilette, donde toallas color té o blancas con bordados de árboles o renos pueden convertirse en buen adorno. La mayoría se consigue por poco dinero en tiendas de blanco.

En el comedor es bueno agregar al menos un plato o una pieza con algún dibujo festivo, como flores rojas u hojitas verdes.

La belleza de la decoración para las fiestas está en la combinación de piezas de otros años: sólo es cuestión de conservar lo lindo y renovar lo que pasó de moda.

"Cada uno puede dar una pincelada personal a lo tradicional. Hay que exponer las piezas más preciadas y agregar algo más. Un toque festivo hace la gran diferencia", dice Sypek.

Y algo más: no hay que exagerar. Para un mayor impacto, dice la especialista, "menos es más". Una buena noticia en un año con presupuesto ajustado para la decoración navideña.

Buenas ideas

Siete propuestas originales para aggiornar la casa en vísperas de Nochebuena

  • Adornos de distintos tamaños, que combinen acabados brillantes y mates, compondrán una guirnalda que parecerá más grande.
  • ¿Qué hacer con las tarjetas de Navidad que se reciben? Una buena idea es colgarlas con una cinta de satén con moños. Se pueden elegir distintas texturas (como mate, satén o terciopelo). Las tarjetas se meten en "bolsillos" creados pegando cintas de satén que ajustan en intervalos estratégicos.
  • Otro proyecto para hacer en casa son minimarcos con cartulina para colgar en el arbolito, en una pared o en una ventana.
  • Al colgar la guirnalda, no olvide el moño. Unas cintas anchas con borde de alambre se ven bien y mantienen la forma. Para un estilo fresco, cambie verde y rojo por fucsia o verde lima.
  • En la puerta de entrada queda bien usar plantas naturales, que además de decorar tengan buena fragancia.
  • En los arreglos se pueden usar frutas artificiales, como manzanas, piñas y granadas, ya que las naturales son más susceptibles a posibles inclemencias del tiempo o a las plagas.
  • ¿Otros tips? El sitio de Martha Stewart ( www.marthastewart.com ; en inglés) ofrece ideas simples para decoraciones baratas.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.