Cómo hablar de sexo con tus hijos

Fuente: OHLALÁ! - Crédito: Unsplash
Denise Tempone
(0)
8 de marzo de 2019  • 14:56

Desde chiquitos los niños de esta época ya están expuestos a un montón de información y también desinformación con respecto a la sexualidad. Por un lado querés criar hijos libres y respetuosos, capaces de ser sanos y felices. Por el otro te asusta que se traumen con alguna escena de una película o con algo que ven o escuchan en las redes. Ni hablar del temor a que puedan exponerse a una situación de abuso o violencia.

Lo cierto es que a partir de Freud algo escuchamos hablar sobre la sexualidad infantil y las etapas evolutivas, así que aunque nuestra misión es esencialmente reprimirla y contenerla hasta que estén listos para ejercerla, no podemos ignorarla. La curiosidad, el interés y el placer son parte de la vida de los chicos. ¿Cómo estamos con eso? ¿Nos sentimos capaces de acompañar a los chicos en su crecimiento en los aspectos que giran alrededor de la sexualidad?

Para eso consultamos a la sexóloga Silvina Valente que nos da su experiencia clínica en torno a este tema.

Silvina Valente: "Los adultos estamos desarmados"

Los adultos estamos desarmados. A mí me vienen a ver padres con preguntas como "¿hasta qué edad puede andar mi hijo desnudo?".

Muchos quieren saber cómo guiar a sus hijos en lo que les pasa, cuando descubren a sus nenas, por ejemplo, frotándose solo porque se siente bien. No saben si retarlas, si dejarlas, si explicarles.

La adolescencia es aún más compleja porque la actual es una generación que llegó con mucho más permiso que las generaciones previas, pero sin la posibilidad de ser guiada en esa maraña de sensaciones.

La verdad es: le tenemos miedo a la sexualidad de nuestros hijos.

En general, preferimos dejar el espacio vacío para que se las arreglen como puedan. Y eso es un error. Siempre es mejor tomar la iniciativa para que, cuando el momento llegue, tengan una versión formada de las cosas, cómo deben cuidar su salud, su integridad, sus cuerpos. Hoy está comprobado que los chicos que más formación tienen son los que encaran de manera más racional y, al mismo tiempo, más afectiva sus relaciones.

Exploran con conciencia, se desbocan menos. Por otro lado, hay chicos a los que la sexualidad "ni fu ni fa".

Hace poco, en una charla, una chica levantó la mano para preguntar si estaba bien ser asexual, es decir, no tener deseo. Esa es otra cosa que no les estamos enseñando: que el sexo no es ninguna obligación.

Una herramienta posible: la ESI en las escuelas

En todo caso, es importante también que tengas en cuenta que la educación sexual de los niñosy adolescentes, no es solo responsabilidad de sus padres. En la Argentina este tema debe ser tratado y abordado en la escuela.

La Ley 26.150 que crea el Programa ESI, de Educación Sexual Integral en las escuelas, se sancionó en 2006. Sin embargo todavía no está implementada en todas las escuelas del país y genera rechazo en muchos sectores de la sociedad porque ofrece una mirada que integra las diversidades sexuales y que implica ceder al espacio escolar la educación de la sexualidad de los hijos.

El artículo 1 de la ley establece que: "Todos los educandos tienen derecho a recibir educación sexual integral en los establecimientos educativos públicos, de gestión estatal y privada de las jurisdicciones nacional, provincial, de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y municipal. A los efectos de esta ley, entiéndase como educación sexual integral la que articula aspectos biológicos, psicológicos, sociales, afectivos y éticos".

Si bien en el cuerpo de la norma no se hace alusión expresa a la orientación sexual ni a la identidad de género, la ley crea el "Programa Nacional de Educación Sexual Integral" que se termina de desarrollar en el año 2008 a cargo del Ministerio de Educación de la Nación. En ese marco, en el año 2009 se redactaron los "Lineamientos Curriculares para la Educación Sexual Integral", un documento dirigido a los educadores que expresa que " (…) la educación sexual constituye una oportunidad para que la escuela, en articulación con otros actores, fortalezca la búsqueda de respuestas eficaces a situaciones de vulneración de derechos como lo son la violencia, el abuso y el maltrato hacia niños, niñas y adolescentes, e implemente medidas de protección y reparación para atender a estos problemas."

Además, el documento se orienta a respetar la identidad de los niños, niñas y adolescentes, y a ofrecer en la escuela un espacio de comprensión, respeto y acompañamiento. Explica que la sexualidad no se limita a un aspecto físico y que debe contemplarse la manifestación emocional de los alumnos. En este sentido, contempla a los alumnos LGBT: "Teniendo en cuenta los propósitos formativos de la Educación Sexual Integral enunciados en el punto 1 del presente documento, la escuela desarrollará contenidos que promuevan en los alumnos y alumnas: (…) La valoración de las personas independientemente de su apariencia, identidad y orientación sexual".

Experta consultada: Silvina Valente, preside la Sociedad Argentina de Sexualidad Humana. Está desarrollando un proyecto editorial de educación sexual para chicos.

También te contamos: Netflix: 5 motivos para no perderse Sex Education y Viajes: conocé la locación de "Sex Education", de Netflix

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.