Compañías de telecomunicaciones vs. tecnológicas: una relación tirante