El sombrero del verano: ¿dónde y cuándo surgió?

Fuente: OHLALÁ! - Crédito: Mariana Roveda
Verónica Del Valle
(0)
15 de enero de 2019  • 16:38

El sombrero Panamá es un complemento que hace que tu look sea chic, original, relajado y distinguido a la vez. Ya sea con shorts de jean y una remera o un caftán y unas sandalias griegas, aporta la cuota justa de coolness a cualquier atuendo. Como todos los veranos, el Panamá se impone como uno de los accesorios estrella, pero... ¿dónde nació?

No, a pesar de su nombre, su origen no es Panamá, sino Ecuador. De hecho, tiene más de 5000 años de historia en este país y se puede rastrear hasta en las culturas precolombinas. Pero se hizo popular a principios del siglo XX, cuando se construyó el Canal de Panamá y los obreros lo usaban para trabajar protegidos bajo el sol.

A continuación, algunos de los momentos icónicos en los que distintas personalidades llevaron este sombrero con mucho estilo:

Prenda estrella

Se catapultó a la fama con el viaje de Roosevelt a Panamá en 1906. Como era una de las primeras veces que un presidente estadounidense pisaba tirra extranjera durante su gestión, la visita fue cubierta por todos los medios. Roosevelt recorrió la construcción del canal usando un sombrero Panamá y se sacó unas fotos con los trabajadores que dieron la vuelta al mundo.

Hay otra versión que dice fue Napoleón III quien lo hizo famoso. En el libro The Panama Hat Trail, su autor, Tom Miller, cuenta que fueron llevados a París en 1855 para la Exposición Mundial por un francés que vivía en Panamá y Napoleón III se hizo fanático.

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.