Figuritas con perspectiva de género: las futbolistas también tienen su álbum

El plantel argentino con el álbum
El plantel argentino con el álbum Fuente: LA NACION - Crédito: Gentileza
Laura Reina
(0)
25 de mayo de 2019  

Antonia siempre coleccionó (y completó) los álbumes de cada Mundial y cada Copa América desde que era pequeña. También los de la UEFA Champions League porque ahí estaban las figus de sus ídolos: Messi, Ronaldo y Neymar Jr., esos jugadores de otro planeta que ve siempre por la tele y hacen cosas que parecen imposibles. Por eso, cuando se enteró de que iba a jugarse el Mundial de fútbol femenino (que empezará el próximo 7 de junio en Francia), le pidió a su mamá que también le comprara el álbum: "Pero, Anto, no creo que haya uno de chicas", le contestó Claudia, la mamá. "¿Por qué no? Si hay de chicos tiene que haber de chicas", fue el lógico razonamiento de la nena de 12 años, fanática de River y el Barcelona, que sueña, de grande, con jugar de delantera en la selección nacional.

Finalmente, su lógica se impuso y Panini, la empresa que comercializa la mayoría de los álbumes de figuritas acá y en todo el mundo acaba de lanzar el oficial de la Copa Mundial Femenina FIFA Francia 2019. Una noticia que no solo alegró a Antonia, sino también a millones de fanáticas que reclamaban que hubiera un álbum de sus ídolas: la noruega Ada Hegerberg (Balón de Oro femenino 2018), la brasileña Marta Vieira Da Silva, la danesa Pernille Harder o Soledad Jaimes, la primera y única argentina en coronarse hace poco en la Champions League femenina con el equipo de Olympique de Lyon (donde es figura Ada).

Desde Panini Argentina destacan que este álbum -de 56 páginas y 480 figuritas y diseño y formato similar al de los de fútbol masculino- es un paso adelante respecto de lo que sucedía algún tiempo atrás: "Coleccionar figuritas de fútbol era algo mayoritariamente de varones, pero desde hace varios años notamos que las mujeres se han sumado con el mismo o más entusiasmo que ellos", destaca Nicolás Salustro, gerente de marketing de Panini. Claro que para que ese entusiasmo crezca y vaya en aumento fue necesario primero un contexto que acompañe: la resignificación de los géneros, el fortalecimiento del rol de la mujer en la sociedad y la reclamada profesionalización del fútbol femenino a nivel local e internacional (con la flamante creación de una Liga Profesional de Fútbol Femenino anunciada por la AFA hace dos meses), factores que contribuyeron a que las fanáticas de este deporte se multiplicaran acá y alrededor del mundo.

Aunque Panini edita el álbum del Mundial femenino desde 2011 en varios países, es la primera vez que lo hace en la Argentina. No es casual: el buen momento de la selección nacional femenina está íntimamente relacionado ya que volverá a disputar esta competición después de 12 años, con jugadoras que se destacan aquí y en varios equipos extranjeros como Estefanía Banini, la capitana de Argentina que brilla en el Valencia de España. "En la Argentina el fútbol femenino está creciendo rápido y se está popularizando entre las chicas. A su vez, el Mundial de mujeres tiene cada vez más importancia en la agenda periodística internacional. Este combo, más los factores sociales, hizo posible el lanzamiento", asegura Salustro.

Pero a lo deportivo y la cuestión de género también habrá que sumarles el papel decisivo que hoy tienen las redes sociales, que viralizan con la velocidad con que Messi encara a sus rivales pedidos de todo tipo. Uno de ellos, precisamente, fue el de contar con el álbum de figuritas del Mundial Femenino FIFA 2019. En Panini aseguran que tiempo antes de que comenzaran a viralizarse en las redes los pedidos de lanzamiento ya tenían decidido que iban a editarlo en la Argentina. "Cuando comunicamos oficialmente que saldríamos con la colección acá, notamos una explosión de alegría en las redes sociales y en el ámbito del fútbol, que independientemente del resultado de ventas, nos dejará la sensación única de formar parte de este momento histórico del fútbol femenino", dicen en la empresa.

Pero es cierto que si bien muchos celebran y consideran un paso adelante que se edite el álbum del Mundial femenino, otros, más críticos, buscan que la igualdad entre hombres y mujeres sea todavía mayor. Cansada de tener que coleccionar figuritas con jugadores de fútbol, Nuria Cebrián Bernabé, una nena española de 8 años, escribió hace poco una carta para que Panini amplíe el lugar que le dan al fútbol femenino en todas sus colecciones "porque también hay equipos muy buenos". Su pedido, como era de suponer, se hizo viral. "He pensado que si sacan un álbum de fútbol femenino las futbolistas se harán tan famosas como los jugadores hombres", escribe Nuria en la carta que les mandó a los directivos de la empresa. También en España hay varios casos de nenas que al no tener figuritas de sus ídolas comenzaron a diseñar sus propias figuritas con sus futbolistas favoritas.

Pero las voces que reclaman una mayor igualdad en el fútbol también provienen de las mismas jugadoras. Una de las más importantes es la de la número uno, Hegerberg (que tiene 283.000 seguidores en Instagram). La noruega confirmó que no formará parte del Mundial de Francia, una baja considerable para su equipo pero también para la organización, que la promocionaba como una de las estrellas. Desde siempre comprometida con la causa feminista (dejó mal parado al presentador del Balón de Oro cuando se negó a "perrear" en el escenario al recibir el premio como mejor jugadora por considerarlo sexista), Ada explicó en diversas entrevistas que la lucha por la igualdad es más importante que jugar un Mundial.

A pesar de haber logrado que la Federación Noruega de Fútbol y el sindicato de futbolistas de ese país firmaran un acuerdo para que haya igualdad de salario entre mujeres y hombres, Ada asegura que su renuncia a representar a su país en el máximo torneo no solo se trata de dinero: reclama mejores lugares de entrenamiento y de concentración, más profesionalismo y preparación por nombrar algunos otros puntos en discusión.

Más allá de la innegable brecha que persiste entre futbolistas mujeres y hombres, no es menos cierto que hubo en los últimos años gestos que invitan a soñar con que esa brecha se reduzca. Las mujeres árbitros que dirigen algunos partidos de primera, otras que son presidentas de clubes y varias que buscan incursionar en la dirección técnica para dar órdenes desde el banco son muestras de que el proceso está en marcha. Y tal vez llegue el momento en que los varones coleccionen los álbumes del Mundial femenino con el mismo entusiasmo que muestran las chicas. "No va a ser inmediato seguramente, pero pienso que va a suceder -sostiene Salustro-. Hoy las chicas de primaria coleccionan el Mundial de fútbol masculino (el álbum lleva ya 13 ediciones) casi tanto como los varones, por lo que pienso que en el largo plazo va a pasar lo mismo. ¿Por qué no?"

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.