Haters y bullying en las redes: cómo es la movida para reducir su impacto negativo

Crédito: Rob Hampson / Unsplash
Violeta Galanternik
(0)
6 de abril de 2019  • 00:59

Cuando a la palabra hater la encontrás entre las diez palabras más usadas en Internet de 2018, te das cuenta de que no es un hecho aislado sino un problema mundial. Al tratarse de algo tan nuevo y masivo, no hay estadísticas al respecto, aunque sí hay estudios que afirman que la gente dice cosas mucho más terribles en las redes que las que diría cara a cara. De la misma manera en que poner filtros en fotos y stories se convirtió en un hábito a nivel mundial, también es habitual el despojarse de filtros y de "buenas costumbres" para criticar e insultar a otro cuando hay una pantalla de por medio. Al ser un fenómeno que afecta a tantas personas, ya desde hace unos años comenzaron campañas de gobierno, organizaciones y marcas que buscan generar acciones para visibilizar esta ola de negatividad e intentar frenarla.

Hater, troll y ciberbullying

Si no estás en la movida de las redes, quizás estos tres términos te resulten lo mismo, pero no lo son. Mientras que el hater es esa persona que destila odio en Internet, insulta o sobra sin ningún tipo de "crítica constructiva" y sin ningún pago o interés más allá de la agresión, el troll quizá sea su primo hermano marketinero, porque se trata de perfiles falsos que publican contenido que daña la imagen de una marca-celebrity-influencer-político. Con los trolls sí suele haber dinero de por medio ya que son usados, en la mayoría de los casos, como una herramienta de desprestigio por parte de competidores. Quizás hayas escuchado hablar de los "ejércitos de trolls", y es porque suelen operar de a muchos para llenar una cuenta de comentarios negativos, lo que hace que sea más notorio el rechazo hacia un perfil y muchas veces se logre su viralización.

Muy diferente es el ciberbullying, un tipo de acoso o maltrato que usa las redes para hostigar a una persona. Casi siempre esto pasa con personas cercanas, ya sea del colegio, facultad, trabajo, etc., y puede ser un acoso uno a uno o de un grupo hacia una persona. Aquí es donde hay más regulación por parte de las redes sociales, en las que se puede denunciar el comentario o la página por suponer una situación de hostigamiento, abuso o burla sostenida. Por la magnitud del problema, en los últimos años Facebook triplicó su equipo: ya son treinta mil profesionales trabajando en áreas de seguridad que buscan captar y ayudar en situaciones de acoso; también incrementó la capacidad de sus sistemas de inteligencia artificial para encontrar y eliminar contenido y acciones que violen sus normas, así como acciones para que uno como usuario pueda denunciar un comportamiento inapropiado de forma sencilla y anónima.

Además, el ciberbullying casi siempre es desplazado del espacio físico al escenario virtual y es uno de los problemas más fuertes en los círculos de niños y adolescentes, ya que se convierte en un tema las 24 horas. Sin ir más lejos, es muy famoso el caso de Lady Gaga, que contó públicamente que cuando era adolescente sus compañeros crearon una página de Facebook diciendo que nunca sería famosa y que dejara de intentarlo. De alguna manera, ella pudo sobreponerse, pero no por eso dejó de hacerle mucho daño.

Haters gonna hate

Según el psicoanálisis, todos tenemos agresividad, pero también tenemos filtros socioculturales que regulan su manifestación. En las redes pasan dos fenómenos en paralelo con esta agresividad: por un lado, estos filtros aparecen con menos fuerza al estar escondidos tras una pantalla, y por otro lado, las redes permitieron acortar distancias entre personas y generaron nuevas formas de mostrarse y de conectarse. Era impensado hasta hace unos años poder comentarle una foto a una celebrity, darle like o sentir que la apoyamos a la distancia. La única manera de conectarse con ellos era mediante una carta, yendo a sus shows en vivo o a una firma de autógrafos. Esta posibilidad de "estar en contacto" supone para muchos la anulación de barreras y así es como aparece todo tipo de comentarios sin regulación alguna. Muchos expertos afirman que lo que busca el hater es ser leído, ser escuchado o simplemente "sentirse parte" al concebir que su comentario negativo puede llegar a destacarse entre los positivos.

Celebrities vs. haters

Los famosos son el blanco perfecto para los haters, pero, sin lugar a dudas, algunos lo sufren más que otros y se defienden como pueden.

Taylor Swift, Gigi Hadid, Selena Gomez y Demi Lovato son algunas de las más criticadas. Las cuatro hicieron posteos en varias ocasiones (y hasta canciones, ver más abajo) en contra de las opiniones ofensivas, y tanto Gigi como Selena decidieron hacer público que sufren de enfermedades -Gigi, de tiroiditis crónica, también conocida como síndrome de Hashimoto, y Selena, de lupus- para que las dejaran de hostigar.

La crueldad de los followers también le llegó a Jennifer Lopez por sus fotos "súper retocadas" y, por el contrario, a Julia Roberts por poner una foto al natural con su sobrina Emma Roberts. En una entrevista con Oprah Winfrey para Harper's Bazaar, Julia contó cuán duro fue para ella leer esos comentarios y enumeró algunos: "Que qué terrible mi aspecto, que si no estoy envejeciendo bien, que si parezco un hombre, que cómo me permito publicar una foto donde salgo tan mal".

Otro caso muy conocido es el del brasileño Dani Alves cuando le tiraron una banana en medio de un partido como señal de racismo de la liga 2013/14 de España. Su respuesta fue gloriosa: la peló, se la comió y siguió jugado. Sus acciones incitaron una campaña internacional en redes sociales y su abusador fue arrestado.

Y entre los más acosados, están también los youtubers y los influencers. El caso más resonado es el de la bloguera Alexandra Pereira, conocida como Lovely Pepa, que logró cerrar el Foro Vogue, un foro de la revista donde la gente compartía opiniones de todo y de todos: "No solo se habla de mí en esos foros... Son mujeres tirando piedras contra otras mujeres. Yo no entiendo como una publicación como Vogue puede consentir que exista un foro así", dijo en un video que subió a YouTube. Luego de publicado ese video, el hashtag #adiósforosvogue fue tan fuerte que se vieron en la obligación de anunciar que lo cerraban para no generar más polémica. Pero los datos salieron a la luz: seguía abierto porque entraban mensualmente al foro más de 2 millones de visitas.

Contraofensiva

Como todo movimiento, hay una respuesta y marcas, celebs y organizaciones que intentan desde hace tiempo frenar esta ola de odio.

¿Se acuerdan del Burn Book de la película Chicas pesadas, donde ponían todos comentarios negativos de los chicos del colegio? Hace 4 años, Kendall Jenner, en conjunto con Dazed Digital, lo recreó con todos los mensajes negativos que recibía en redes y armaron un videoclip con la estética de la peli, espectacular. La perlita: el personaje Regina George comentó en YouTube diciendo que ¡ese libro le pertenece!

Otra campaña con mucha repercusión fue el compilado de videos llamado "Mean Tweets" armado por el conductor estadounidense Jimmy Kimmel, donde les hacía leer a famosos de Hollywood tweets en su contra y grababa sus reacciones. ¿El mejor? Alec Baldwin leyendo uno firmado por Donald Trump.

Las marcas también van sumándose a la movida. YouTube generó la campaña #Somosmás, que apoya centros educativos para capacitar personas para hablar del acoso y elige a youtubers famosos como "embajadores" para que hablen del daño de los haters y el ciberbullying. Netflix tomó el tuit de uno de sus tantos haters criticando su catálogo de películas y lo colocó en un billboard en la plaza de Colón de Madrid con otro billboard contestándole: "Estamos trabajando en ello, con amor, Netflix".

El meme "haters gonna hate"

Son tantos los posteos hirientes y sin filtro que se generan día a día en las redes sociales que fue desde los mismos usuarios que salió la primera movida antihater con el meme "haters gonna hate", que sería algo así como que "los que odian siempre odiarán", haciendo hincapié en que no importa lo que hagas o digas, te van a seguir odiando igual y por eso no deberías tomarlos en cuenta. Esta frase se popularizó y fue usada no solo para contestarles a los bullies cibernéticos, sino también en los medios de comunicación y en canciones como la de Taylor Swift (ver abajo).

"Shake it off"

Taylor Swift es una de las cantantes más queridas, pero también de las más odiadas. Quizás haya sido la primera en enfrentarse a los haters contestando con altura con su canción "Shake it off" a las críticas por sus novios, su estilo y su música.

Porque los jugadores van a jugar

y los que siempre odian van a seguir odiando.

Nene, yo solo voy a sacudirlo, sacudírmelo, sacudírmelo (sacármelo de encima).

Los rompecorazones van a romper (corazones)

y los farsantes van a fingir,

yo solo voy a bailar,

sacudirme el problema, sacudírmelo.

Las diez palabras más usadas en Internet de 2018

  1. Match
  2. Random
  3. Stalkear
  4. Crush
  5. Influencer
  6. Mainstream
  7. Hater
  8. Troll
  9. Spoilear
  10. Follower

Los puestos 7 y 8 lo ocupan los haters y los trolls, dos perfiles de usuarios que en las redes ocupan su tiempo para insultar u hostigar a otro, especialmente a celebrities, marcas e influencers.

Perfil de un HATER

  • Es un usuario real.
  • Destila odio en Internet.
  • No hace críticas constructivas.
  • No tiene un pago o interés de por medio.

Perfil de un TROLL

Si todos los trolls fueran tan simpáticos como el famoso muñequito no nos preocuparía tanto
Si todos los trolls fueran tan simpáticos como el famoso muñequito no nos preocuparía tanto Crédito: Pixabay

  • Es un perfil falso.
  • Publica contenido que daña la imagen de una marca-celebrity-influencer-político.
  • Suele haber dinero de por medio.
  • Es usado como una herramienta de desprestigio por parte de competidores.
  • Suelen operar de a muchos para llenar una cuenta de comentarios negativos.

Campañas ANTIHATERS

Algunas de las movidas encabezadas por famosos que más se viralizaron en los útimos años.

Burn Book. Kendall Jenner lo armó en conjunto con Dazed Digital para mostrar los mensajes negativos que recibía en redes.

YouTube "Roast Yourself". Una de las campañas pioneras. Los youtubers más famosos armaban videos con los comentarios de los haters.

"Mean Tweets". El conductor estadounidense Jimmy Kimmel les hacía leer a las celebs algunos tweets en su contra. Sus reacciones se volvieron virales.

Dónde pedir ayuda y más información

  • Equipo ABA: brinda un abordaje integral y multidimensional para reducir los índices de violencia, fortalecer la educación en valores y fomentar la sana convivencia escolar. www.equipoaba.com.ar/home
  • Argentina Cibersegura: trabaja para crear un espacio digital seguro a través de actividades de concientización y educación; www.argentinacibersegura.org
  • Libres de Bullying: ofrece herramientas para prevenir, detectar e intervenir en situaciones de bullying en el ámbito escolar. www.libresdebullying.wordpress.com
  • Línea Convivencia del Ministerio de Educación de Nación: 0800-222-1197. Recepción, derivación y atención de situaciones conflictivas de convivencia en las escuelas y/o situaciones de vulneración de derechos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?