Ir al contenido

LA NACION CONTENT LAB
PARA NESPRESSO

¿Puede una taza de café generar un cambio positivo y crear valor para la sociedad y el ambiente? Descubrí las cápsulas que dieron origen al café porcionado.

¿Puede una taza de café generar un cambio positivo y crear valor para la sociedad y el ambiente? Descubrí las cápsulas que dieron origen al café porcionado.

En el fondo la sustentabilidad tiene que ver con el ritmo, ese ritmo al cual podemos producir bienes y servicios a partir de unos recursos naturales, energéticos y económicos que deberían tener el tiempo para regenerarse antes de que los agotemos. En otras palabras: es la sustentabilidad la que nos permite tener un futuro.

Con esa mirada Nespresso viene comprometiéndose a garantizar la más alta calidad y también la sustentabilidad de su café a través de un programa integral y con resultados observables. El programa se llama “The Positive Cup”, y trata de que cada taza de café sea capaz de generar un impacto positivo tanto en las comunidades donde la compañía opera como en el medio ambiente y en la economía, todo para producir un café extraordinario de una forma sustentable.

Porque el café puede ser un ritual que va más allá de la cosecha hasta el disfrute en la taza, descubrí estas 10 cosas que quizá no sabías que Nespresso está realizando como parte de su programa de reciclado.

Nespresso siempre apostó a la economía circular. Por eso es necesario dejar en claro un concepto clave: las cápsulas usadas no son basura, sino material reciclable. Basta analizar sus componentes en forma separada: el aluminio es infinitamente reciclable; mientras que, como elemento orgánico, el café puede compostarse y así volver en forma de compost a la tierra.

Lo primero es juntar las cápsulas usadas, algo que se puede hacer en cualquier bolsa que se mantenga cerrada, en el recipiente especial “Recycling Bin” (fabricado con material reciclable, que puede alojar hasta 100 cápsulas) o en la bolsa de reciclaje Nespresso que de manera gratuita se entrega en todas las compras de insumos y permite también recolectar 100 cápsulas.

También es posible entregar las cápsulas usadas en la bolsa verde de reciclaje al recibir el pedido en tu domicilio.

También es posible entregar las cápsulas usadas en la bolsa verde de reciclaje al recibir el pedido en tu domicilio.

GEA, una empresa de transporte especializado, recolecta todas esas cápsulas de una forma eficiente por los distintos puntos y luego los lleva a la planta de tratamiento gestionada por la firma Eittor. Es ahí donde se realiza el proceso de separación de las cápsulas y se obtiene, por un lado, el aluminio; por otro, el café.

El café usado se dona a la Fundación Huerta Niño, que fabrica con él compost para desarrollar huertas en escuelas de todo el país. Esta ONG tiene más de 700 proyectos activos y beneficia a cerca de 50.000 chicas y chicos, especialmente a través de la construcción y la puesta en marcha de huertas agroecológicas en las escuelas.

El aluminio es en la actualidad el mejor material disponible para proteger los aromas y la frescura del café de los efectos deteriorantes que pueden causar agentes como el oxígeno, la luz y la humedad. Al mismo tiempo resulta resistente, liviano e infinitamente reciclable. Por eso puede convertirse en materia prima para fabricar nuevos objetos.

Las bolsas plásticas de recycling también adquieren una segunda vida.
Solo entre 2019 y 2020 estas se reciclaron para transformarse en 54 recipientes de reciclaje que hoy forman parte del programa.

El logro de esta meta depende de una fuente confiable de ese recurso, y de ahí que la marca trabaja directamente con más de 122 mil agricultores de 15 países para producir el café de la más alta calidad a partir de prácticas agrícolas sustentables.

El Programa AAA Sustainable Quality™ tiene como objetivo ayudar a los caficultores con las mejores prácticas sustentables, realizar mejoras en las técnicas de producción y colaborar en la gestión económica agrícola para proteger el medio ambiente y mejorar las condiciones de vida los trabajadores.

La marca viene estudiando toda su cadena de valor para detectar aquellas etapas en las que genera un impacto ecológico: en este sentido se están tomando acciones para cumplir el compromiso de carbon neutral, que busca alcanzar a fines de 2022 a través de tres iniciativas.

Reduciendo las emisiones a través del apoyo e inversión en proyectos de compensación de alta calidad.

Plantando árboles en los cafetales donde Nespresso obtiene su café.

Construyendo un sistema de caficultura resiliente y regenerativo, impulsando medios de vida sostenibles para los caficultores y construyendo un negocio en el que los recursos se reutilizan.

A través de su programa Reviving Origins, Nespresso se ocupa de ayudar a la recuperación de regiones que fueron afectadas por diferentes problemas políticos, económicos o medioambientales, reestableciendo en ellas el cultivo de café y lanzando una “limited edition” que conmemora a esa zona o país. La idea tiene que ver con proteger tanto cafés que nunca podrán ser reemplazados como apoyar a los increíbles hombres y mujeres que los cultivan.

Más de 45 organismos acompañan a Nespresso y colaboran para que su programa de sustentabilidad sea cada vez más robusto. Entre ellos están Rainforest Alliance, Fairtrade International, Pur Project y también entidades vinculadas con el tratamiento y la circularidad del aluminio.

Conocé más sobre el Programa
de Reciclado de Nespresso

Visitá el sitio

¡Te invitamos a que visites el mural sustentable de Nespresso en Niceto Vega 5009 y que te sumes a #HacerEsTodo contándonos como formas parte del cuidado del medioambiente.

Cargando banners ...