Limpieza extrema: "Tengo las manos hechas pelota". Consejos para cuidarlas

Crédito: Betty Patranias.
Agustina Vissani
(0)
16 de junio de 2020  • 13:08

Entre tanta incertidumbre, hay una certeza esta cuarentena: tenemos las manos destruidas. Es que hay un combo del que nadie escapa que incluye el lavado de manos metódico, el alcohol en gel reiterado, la limpieza con desinfectante de cada uno de los elementos que llegan en las bolsas de las compras y el orden casi permanente de la cocina porque ¿no te pasa que en cuarentena parece que los platos sucios se multiplican? Las nuevas rutinas impactan directamente en nuestras manos, que sentimos tirantes, secas, agrietadas, irritadas, hinchadas y hasta con eccemas.

La epidermis es la capa más superficial de la piel y tiene una función protectora, por eso se la conoce como la barrera epidérmica. En esta barrera hay lípidos que mantienen la piel sana e hidratada. El lavado frecuente de manos y el uso de jabones, detergentes, alcohol, lavandinas y desinfectantes arrasan con estos lípidos y, como consecuencia, nuestras manos empiezan a descascararse.

Lavalas bien

Según la Organización Mundial de la Salud, lavarse las manos con frecuencia con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón mata el virus, siempre que este esté en tus manos. Por eso, aflojar con el lavado de manos no es una opción. Lo que sí es importante aclarar es que mientras estemos en casa, lo mejor es limpiarlas con agua y jabón, dejando el alcohol en gel para cuando salimos a la calle.

En cuanto a la limpieza, hacelo con agua tibia o fría (no muy caliente) y lo mejor es usar los famosos jabones syndet (sin detergentes) ya que poseen tensioactivos que alteran la envoltura del COVID-19, pero mantienen indemne la barrera lipídica protectora y tienen el mismo pH que la piel. Si no están a nuestro alcance, los jabones cremosos comunes con algún componente extra como aloe vera o crema humectante son la opción más segura y eficiente. Evitá los antibacteriales. Después de cada lavado, es importante secarlas con toallas de papel o con una toalla bien seca y limpia.

Cicalfate Crema Reparadora, Eau Thermale Avène . Para pieles más dañadas (con eccemas o cicatrices); alivia y repara. Lipikar Syndet AP+, La Roche-Posay. Con detergente sintético que cuida el manto lipídico. Hidratante para manos de castaña, Natura Ekos. Con óleo de castaña, rico en omega 6 y omega 9. Crema de manos Cold Cream, Eau Thermale Avène. Nutre, hidrata y protege la piel contra las agresiones externas. Jabón en barra original, Dove. Dentro de las opciones más económicas, los jabones cremosos son los mejores. Óleo nutrición, Dumitie. Si bien es corporal, es ideal para revivir las manos por sus aceites esenciales.

Hidratalas siempre

Si estás en casa, lo ideal es hidratarlas de dos a tres veces por día (o cada vez que las sientas resecas) con emolientes y humectantes, que son los que mejor reparan la barrera lipídica. Si tienen vitamina A, vitamina E o vitamina C, mucho mejor, ya que dinamizan la producción de colágeno. Otros ingredientes nutritivos para manos lastimadas o resecas son la urea o la avena. La coenzima Q10 o el resveratrol son potentes antioxidantes también. Sin olvidarnos del ácido hialurónico, uno de los más potentes retenedores de agua en el organismo, por lo tanto, entonces, uno de los productos que más hidratan. Los extractos de té y de semillas de uva se encargan de calmar la piel que presente irritación. Las ceramidas y los ácidos grasos como los omega 3, 6 y 9 también estabilizan la piel.

Ojo. Si vas a salir, no está bueno ponerte crema ya que el virus tiene una membrana grasa que podría adherirse a tus manos si están encremadas. Si la piel está agrietada, colorada y muy sensible, se puede usar vaselina sólida e intercalar con cremas emolientes que reparen la barrera cutánea..

Expertas consultadas: Daniela Pérez y Marina Gagliardi. Dermatólogas en Pure Skin Dermatología. Dra. Johanna Furlan. Médicina estética.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.