Miranda Kerr, la soltera más sensual