No hay tapabocas para los pensamientos

(0)
29 de agosto de 2020  

"Presentarme como coach de salud, además de médica, tiene que ver con el enfoque en hábitos de vida que están fuera del plato de comida o del gym.

Hoy estamos muy afectados por el miedo a la enfermedad y sus consecuencias económicas. Vivimos aterrados, y hasta podríamos decir que este pánico se ha apoderado del mundo. Definitivamente, esto afecta nuestra salud más que el propio Covid-19.

No es novedad contar que el miedo paraliza y envejece. Este sentimiento hace que nuestro cuerpo reaccione produciendo una secuencia de efectos inmediatos, tanto fisiológicos como psicológicos.

Se liberan las hormonas del estrés (adrenalina y cortisol) que, entre otras cosas, reducen las funciones no esenciales, como por ejemplo el sistema inmune, digestivo, reproductor y hasta los procesos de crecimiento. Vivir todo el tiempo en modo emergencia (muchas veces por nuestros pensamientos negativos y creencias limitantes), trae consecuencias terribles para nuestra salud y calidad de vida. Porque el miedo crónico abre la puerta a los problemas digestivos, dolores de cabeza, cardiopatías e infartos, insomnio, aumento de peso, deterioro de la memoria y la concentración, pérdida de energía y envejecimiento acelerado.

Pero, además, tiene efectos psicológicos impactantes: agobio y malestar, trastornos obsesivos compulsivos, problemas de ansiedad, ataques de pánico, síndrome de estrés postraumático, fobias diversas, trastornos del sueño, pérdida de autoestima, parálisis, bloqueo emocional...

No hay tapaboca para nuestros pensamientos y para la voz que nos habla desde nuestra cabeza. No tenemos defensas para el daño que nos hacemos nosotros mismos.

¿Soluciones? Hay que crear una estrategia inteligente para domesticar el miedo y optimizar el sistema inmune. Lo primero es mirarlo de frente y de manera objetiva para ver si es real o irracional. Además, es importante comenzar a creer en algo: inteligencia, recursos, fuerza interna. Otra estrategia es incorporar técnicas de respiración consciente, meditación y visualización creativa. Porque activan las hormonas de la felicidad (oxitocina, dopamina, serotonina y endorfinas). Además puedes hackear tu mente para hacerla más disciplinada y enfocada en el presente.

Somos el reflejo de nuestros hábitos de vida. No hay dudas de que por ahí vendrá la nueva belleza. La piel expresa lo que comemos, cuanto dormimos y hasta cómo manejamos el estrés.

Mi propuesta está plasmada en el método EDAD (Epigenética, Desintoxicación, Agenda y Decisiones) y mi propósito de vida es servir como un canal para todas las personas que me siguen en esta cruzada de querer verse bien".

Samar Yorde

Creadora de @soysaludable, furor en Instagram con más de un millón de seguidores. Es médica especialista en salud pública, certificada en medicina de obesidad

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.