PUNK

(0)
16 de diciembre de 2009  • 11:15

Nicolás se va de viaje. Con el padre, por trabajo, desde esta noche y por una semana.

Tengo sentimientos encontrados.

Por un lado, bajón porque lo voy a extrañar (a nivel amor y a nivel compartir las tareas cotidianas de nuestros hijos), y por el otro, felicidad porque hace muchísimo tiempo que no dispongo de mi tiempo así a full.

Estos niños se duermen bastante temprano, y el hecho de encontrarme sola en la casa y sin ningún tipo de intervención, es toda una novedad, y me entusiasma.

Debo admitir que que se vaya con mi padre, es un aditivo que colabora con mi tranquilidad.

Sí sí, díganme de todo. Que no le tengo confianza, que soy insegura, lo que quieran, pero sepan que no lo voy a negar. Es así.

Si se fuera solo no es que estaría caminando por las paredes, pero estoy segura de que no sería taaaan relajado.

Haré alguna reunión de amigas, y esas cosas.

De hecho, Sofi, te venís un día de estos? Te podés quedar a dormir y miramos fotos y nos tomamos un champú, y leemos cartas viejas.

A mí sí que se me ocurren programones descontrolados, eh?

Hay que ver que lo mío es el rock and roll.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.