La imagen de la vagina copó obras de arte, pasarelas y objetos

La cantante y actriz Janelle Monae usó unos pussy pants en el videoclip de su tema Pynk.
La cantante y actriz Janelle Monae usó unos pussy pants en el videoclip de su tema Pynk. Crédito: Gentileza
¡Y nos habían hecho creer que era fea!
Denise Tempone
(0)
8 de abril de 2019  • 14:24

Florcitas, frutas, cofres, joyas y cascadas. De repente, lo que tenemos entre las piernas es poesía. Durante los últimos años, las mujeres emprendimos un proceso asombroso e inédito para amigarnos con nuestra genitalidad y para entender sus complejísimas connotaciones. Luego de años de incomodidad, nos animamos a mirarnos, a explorarnos y, fundamentalmente, a tomar control de nuestra propia representación íntima. No más fotos reducidas al porno ni parodias humillantes de nuestros sexos. No más asco ni impresión. Esta es la evolución de una búsqueda estética que nos debíamos desde hacía mucho, mucho tiempo y que fue tan fructífera... ¡que terminó en las grandes tiendas y museos! Mirala vos...

Otro tipo de Renacimiento

La belleza oriental también encontró en la forma de la vulva una nueva estética.
La belleza oriental también encontró en la forma de la vulva una nueva estética. Crédito: Gentileza

Las vulvas están de moda. No sabemos bien cómo pasó, pero hoy es fácil descubrirlas en circuitos artísticos y en la más importante galería de arte abierta actual: Instagram. No es que las mujeres desnudas no hayan estado presentes en casi todas las representaciones artísticas del pasado; de hecho, hemos sido grandes musas. Es que, más allá de lo alegórico, la representación franca, directa ¡y abierta! de la vagina no ha sido nada común en Occidente, especialmente después de la Edad Media. Alcanza con ver el destino de las pocas obras que se animaron a meterse con ella. El origen del mundo, pintado en 1866 por Gustave Courbet, retrataba de manera frontal una entrepierna y, aunque hoy se exhibe en el Musée d'Orsay, permaneció escondida durante ¡130 años! Un sinfín de códigos culturales nos han hecho muy difícil acceder a representaciones no pornográficas de nuestra sexualidad. Tal vez esa sea una de las razones que nos han llevado a creer secretamente que es fea. Bueno, parece que tan fea no era.

Sacarla del closet

Crédito: Gentileza

Esta última década, el "arte vaginal" ha vivido una exposición sin precedentes. No es tan difícil entender por qué. Si antes una artista necesitaba "la bendición" de galeristas, revistas o cualquier otro espacio de difusión para mostrar su obra, hoy, en sus propias redes sociales y unidas a través de hashtags, creadoras de todo el mundo han podido exponer y darle cohesión a lo que estaban haciendo. Y lo que estaban haciendo era, espejo en mano, mirarse con más atención. La mayoría de ellas, estaba mirando sus entornos culturales también.

Crédito: Gentileza

Algunas de estas artistas fueron tan sagaces en sus interpretaciones que terminaron ¡arrestadas! Es el caso de la artista japonesa Megumi Igarashi, conocida como Rokudenashiko, cuya obra consiste en una serie de representaciones cándidas y hasta naíf de su propia vagina. "Roku" ha creado maquetas simpatiquísimas en las que el molde de su vagina es, por ejemplo, un camino agreste y olitas de mar. Su fama se hizo mundial cuando, en 2014, sacó de quicio ¡a la Justicia japonesa! tras salir a navegar con un kayak de forma vaginal que ella misma había diseñado. Por ese acto, fue detenida y multada, pero también glorificada. Nadie expuso mejor que ella lo punk y subversivo que una vagina podía llegar a ser en el marco de la cultura nipona, la cual cuenta con fiestas populares dedicadas enteramente a adorar representaciones peneanas. En el resto del mundo, artistas como la estadounidense Stephanie Sarley y la sueca Arvida Byström han seguido los pasos de "Roku" para encontrar sus propios lenguajes y retratar todo tipo de genitales femeninos con un lenguaje apto para Instagram. Estas versiones más metáforicas, poéticas y, si se quiere, más light hicieron que el mensaje se expandiera a mayor velocidad.

Código secreto (¡y no tanto!)

También en los stilettos
También en los stilettos Crédito: Gentileza

Actualmente, hay una legión de ilustradoras, diseñadoras y hasta arquitectas que han emprendido una exploración más o menos explícita. Algunos trabajos están plagados de humor picaresco; otros, de oscuridad y reflexiones políticas sobre nuestros cuerpos. Han surgido también formas icónicas que -no por pasar desapercibidas a las miradas "mainstream"-, pierden su irreverencia. Hoy es súper frecuente encontrar en grandes tiendas como Primark, Zara, H&M, Bershka y TopShop duraznitos, triangulitos rosas invertidos, donas chorreadas, manos unidas angularmente, almejas y diseños vectoriales de pocas rayas que alcanzan para entendidas. Algunas marcas se han animado a ser explícitas.

Las pasarelas y las red carpets también se hacen eco de esta tendencia: Paris Hilton y Emily Blunt fueron solo algunas de las celebs que se sumaron.
Las pasarelas y las red carpets también se hacen eco de esta tendencia: Paris Hilton y Emily Blunt fueron solo algunas de las celebs que se sumaron. Crédito: Gentileza

No se trata solo de aquellas que utilizan una estética pop para diseñar pantuflas o carteras con formas de labios y clítoris ni de diseñadoras indies empujando límites. Algunas marcas de lujo han tomado la posta; es el caso de Fendi y su estola vulva (¡con pelitos incluidos!) o de Michael Kors, que vistió de "labio mayor" ni más ni menos que a Emily Blunt, en los SAG Awards de este año. Entre los recursos para connotar entrepiernas en la indumentaria están los volúmenes, los géneros vaporosos, satinados y de look "mojado". También los pliegues, agujeritos y una maravillosa gama de tonos rosas, beige y rojos.

A otra escala

El estadio diseñado por la arquitecta Zaha Hadid será una de las sedes del Mundial 2022 en Qatar.
El estadio diseñado por la arquitecta Zaha Hadid será una de las sedes del Mundial 2022 en Qatar. Crédito: Gentileza

El mundo de la arquitectura también se ha hecho eco de esta invitación a experimentar con formas vaginales en todas las escalas. ¿Suena a locura? Pensalo de vuelta. Es interesante observar que solemos considerar como "clásicas" representaciones fálicas alrededor del mundo. Casi nunca cuestionamos la belleza o funcionalidad de obras como los obeliscos. Ciertamente, a nadie se le ocurre indignarse por la cantidad de edificios y monumentos que invocan penes. Sin embargo, las "construcciones vaginales" han despertado verdaderas polémicas que ponen sobre la mesa conceptos como la decencia y la religión. A la arquitecta iraquí Zaha Hadid, le han pedido explicaciones de todo tipo por atreverse a construir un "estadio vagina" en Qatar. Se trata de un estadio con un techo ondulado, semicerrado, repleto de pliegues suaves con tonos que viran a rosas pálidos, listos, sí, para contener a miles de hombres dentro. Una propuesta igual de polémica llevó adelante en Nápoles la arquitecta Amanda Levete en la entrada al metro de St. Angelo, creando una estación "vulviforme".

Stephanie Sarley y Megumi Igarashi, dos pioneras del arte vulvar.
Stephanie Sarley y Megumi Igarashi, dos pioneras del arte vulvar. Crédito: Gentileza

El furor del pussy design es, para muchos, indignante y caprichoso. Sin embargo, la idea detrás de esta tendencia es, en definitiva, la de buscar formas más amorosas de pensarnos. No, no éramos feas, simplemente estábamos mal representadas.

Buscá En YouTube

"Viva la vulva". Este comercial de la marca sueca Libresse resume todo lo que te contamos sobre el uso del lenguaje pop para hablar de la vagina.

Vagina Art & the Paradox of Japanese Censorship Laws. Es el documental sobre el arte de Rokudenashiko realizado por Vice.

En Instagram

Donus pussy
Donus pussy Crédito: Gentileza

@jacquelinesecorart: pussies con belleza poética.

@the.vulva.gallery: alegres y ocurrentes.

@i_spy_pussy: para descubrir conchitas en lugares inesperados.

@paulabonet: para pensar en los tabúes acerca de nuestro placer y la maternidad.

Experta consultada: Alejandra Lunik, es egresada del Magisterio en Dibujo de la Escuela Nacional de Bellas Artes "Manuel Belgrano" y miembro del Foro de Ilustradores de Argentina. Además, durante mucho tiempo fue la cabeza detrás de "Lola", nuestra historieta.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.