Recomendado de viernes. Lo mejor de la cocina española en clave moderna

Ambientado por el español Lázaro Rosa Violán y con sello del chef Ismael Alonso, Boca de Toro se destaca entre la propuesta de alta gama del microcentro.
Ambientado por el español Lázaro Rosa Violán y con sello del chef Ismael Alonso, Boca de Toro se destaca entre la propuesta de alta gama del microcentro. Fuente: Brando - Crédito: Jose Nicolini
María Paula Bandera
(0)
25 de abril de 2019  • 16:24

Boca de Toro

"La primera impresión es lo que cuenta", dice el refrán, y en Boca de Toro aplica a la perfección. Emplazado en la esquina de Maipú y Paraguay, la fachada de este restaurante invita a entrar o, aunque sea, a espiar qué hay del otro lado del vidrio. Una vez que se cruza la puerta, no defrauda. La ambientación -ecléctica, pero con predominio del estilo neobarroco- estuvo a cargo del famoso interiorista español Lázaro Rosa Violán, cuyo trabajo es requerido por restaurantes, tiendas y hoteles de todo el mundo.

La propuesta gastronómica lleva el sello del chef Ismael Alonso, quien, con 20 años de experiencia, trabajó con los colegas más famosos de su país, como el donostiarra Martín Berasategui y los hermanos Roca.

La carta se divide en tapas, entrantes, arroces, cuchareo y principales, y recoge propuestas de toda la región ibérica.
La carta se divide en tapas, entrantes, arroces, cuchareo y principales, y recoge propuestas de toda la región ibérica. Fuente: Brando - Crédito: Jose Nicolini

La carta se divide en tapas, entrantes, arroces, cuchareo y principales, por lo cual es bien variada y recoge propuestas de casi todas las regiones ibéricas. Entre las primeras, los langostinos en tempura ($350) son un perfecto manjar; también se destaca la ensaladilla rusa, con huevo a baja temperatura y migas de pan al horno ($205).

Platos recomendados: mollejas glaseadas y canelón de rabo de buey

Como muestra de esta cocina española revisitada, sobresalen las mollejas glaseadas con parmentier trufado ($485). Es que, en los últimos años, la casquería (como llaman a las vísceras de los animales) resurgió y pasó de ser la comida de los pobres a relucir en restaurantes de renombre.

La ambientación es ecléctica, con predominio del estilo neobarroco.
La ambientación es ecléctica, con predominio del estilo neobarroco. Fuente: Brando - Crédito: Jose Nicolini

Los fanáticos del arroz no pueden dejar de probar el de "mar y montaña", que sale con papada (cerdo) y vieiras ($520); una armoniosa convivencia de granos en su punto junto con sabores delicados que igualmente saben dejar huella. Los que prefieran ir por el lado de las pastas pidan el canelón de rabo de buey con jugo de parmesano ($545).

La barra también tiene protagonismo y hasta se puede comer en ella. Hay todo tipo de cócteles clásicos, del Negroni al Bloody Mary, pasando por una gran variedad de nombres famosos ($220 en promedio); para compartir, se recomienda la sangría de cava (un litro, $420). Y, si la idea es evitar el alcohol, ofrecen cuatro opciones de mocktails, de la limonada del día a otras mezclas, como el Pineapple Shock (ananá, sandía, jengibre y lima).

La barra tiene gran protagonismo y se puede comer en ella.
La barra tiene gran protagonismo y se puede comer en ella. Fuente: Brando - Crédito: Jose Nico

Abierto durante todo el día y con algunas tapas a precios bien accesibles, no hay excusas para pasarlo por alto.

Paraguay 685, CABA/ 4316-0810/ @bocadetorobsas

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.