Trump vs Sussex. Todos los desencuentros entre el presidente de USA y los duques

Los cruces entre Donald Trump y Meghan Markle comenzaron en 2016. Ahora, el príncipe Harry también entra en escena. En la foto, el presidente de los Estados Unidos en conferencia de prensa, reconoció que no es fan de Meghan y le deseó mucha suerte a Harry. "La va a necesitar", dijo.
Los cruces entre Donald Trump y Meghan Markle comenzaron en 2016. Ahora, el príncipe Harry también entra en escena. En la foto, el presidente de los Estados Unidos en conferencia de prensa, reconoció que no es fan de Meghan y le deseó mucha suerte a Harry. "La va a necesitar", dijo. Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images
(0)
29 de septiembre de 2020  

El último round empezó en televisión, en horario central, durante la transmisión de la gala de la revista Time donde revelaron los nombres de las 100 personas más influyentes de 2020. Durante la ceremonia, la cadena ABC puso al aire un mensaje de los duques de Sussex en el que llaman a los estadounidenses a votar en las próximas elecciones presidenciales de noviembre.

"Cada cuatro años nos dicen lo mismo: que esta es la elección más importante de nuestra vida. Pero esta lo es", dice Meghan mirando a cámara. Y Harry completa: "Es vital que rechacemos el discurso de odio, la desinformación y la negatividad". En ningún momento nombran a los candidatos ni hacen explícito su favoritismo, aunque todos saben que la duquesa apoya a los demócratas. Pero el mensaje llegó cambiado a la Casa Blanca. En conferencia de prensa, un periodista "pícaro" le preguntó a Donald Trump qué opinión le merecía que "la pareja hubiera alentado a la gente para votar a Joe Biden". El presidente de Estados Unidos recogió el guante y respondió: "Yo no soy fan de ella, como ella ya probablemente sepa, sólo diré que le deseo suerte a Harry. La va a necesitar".

El combate comenzó en 2016, cuando Meghan no tenía en su horizonte convertirse en princesa e hizo campaña a favor de Hillary Clinton. Disparó con munición gruesa contra Donald Trump, a quien calificó como "misógino" y dijo que consideraba regresar a Canadá si ganaba las elecciones. Aquella vez, el candidato republicano no respondió.

Meghan -que declaró su admiración por Kamala Harris, la senadora californiana que se postula para la vicepresidencia con Joe Biden- comenzó su ofensiva contra Trump en 2016.
Meghan -que declaró su admiración por Kamala Harris, la senadora californiana que se postula para la vicepresidencia con Joe Biden- comenzó su ofensiva contra Trump en 2016. Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

El siguiente encontronazo fue en 2019. Antes de viajar a Londres en visita de Estado, distintos medios norteamericanos aseguraron que el presidente Trump usaba el calificativo de "nasty" (que quiere decir 'desagradable') cada vez que se refería a la duquesa Meghan. Rápido de reflejos, Donald negó esta versión y Buckingham resolvió cerrar el tema y dejó a Harry y Meghan fuera de las recepciones que ofrecieron al presidente de Estados Unidos. Durante la gira, en un nuevo cruce con la prensa, el periodista británico Piers Morgan quiso encender el fuego y le preguntó a Trump qué opinaba de Meghan como miembro de la familia real, a lo que el presidente respondió calificando a Meghan de "muy agradable", consideró que estaba haciendo un buen trabajo y le deseó "que le gustara su nueva vida". Como vio que su pregunta no estaba causando el efecto deseado, el conductor de Good Morning Britain redobló la apuesta y le recordó a Trump que Meghan lo había tratado de "misógino". "Fue antipática conmigo, y está bien serlo, pero no es bueno que yo sea desagradable con ella y no lo he sido", respondió el presidente en su versión más pacífica.

Ahora, la aparición de los duques de Sussex llamando a los norteamericanos a votar encendió las alarmas en Buckingham: un miembro de la familia real no puede hacer política y, mucho menos, entrometerse en asuntos de otros Estados. Los cronistas de palacio dicen que ese fue uno de los puntos clave del "acuerdo de Sandringham", el pacto que sellaron Harry y Meghan con Isabel II, en marzo último, cuando renunciaron a sus deberes reales: defender los colores de la Corona. Incluso, aseguran que las posibilidades para que el príncipe Harry pueda reanudar sus funciones en los Royal Marines y recuperar otros puestos militares podrían estar amenazadas.

Harry junto a Joe y Jill Biden. El candidato demócrata es el rival de Donald Trump en las elecciones presidenciales de noviembre.
Harry junto a Joe y Jill Biden. El candidato demócrata es el rival de Donald Trump en las elecciones presidenciales de noviembre. Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

En 2019, durante su visita al Reino Unido, Trump quiso mostrarse pacífico y elogió el trabajo de Meghan. Sin embargo, Buckingham decidió no cruzar a los Sussex con el presidente de Estados Unidos durante su estadía en el país.
En 2019, durante su visita al Reino Unido, Trump quiso mostrarse pacífico y elogió el trabajo de Meghan. Sin embargo, Buckingham decidió no cruzar a los Sussex con el presidente de Estados Unidos durante su estadía en el país. Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

La tapa de la revista ¡Hola! Argentina de esta semana
La tapa de la revista ¡Hola! Argentina de esta semana Fuente: HOLA - Crédito: Tadeo Jones

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.