Un puñado de tips para romper una pareja

Miguel Espeche
Miguel Espeche PARA LA NACION
(0)
16 de noviembre de 2019  

Aquel film se llamaba Cómo perder a un hombre en 10 días. Lo protagonizaban Kate Hudson y Matthew McConaughey y, para los críticos, era bastante malo. Sin embargo fue un éxito de taquilla y nadie podría decir que su trama carecía de cierta agudeza para describir, en clave de comedia, absolutamente todo lo que se debía hacer para que una pareja se rompiera.

Quizás los lectores se interesen -por las razones que fueren- en cómo se debe proceder para terminar con una relación. No ya "perder un hombre", sino ampliando a "perder una pareja". A modo de servicio a la comunidad, ofreceremos algunos tips (solo algunos) de probada eficacia para lograr el fin de su relación en un plazo más bien corto. Tome nota por favor:

1. Si su pareja está tranquila, haga algo para sacarla de la tranquilidad. Hágalo ya. y hágalo siempre.

2. Cuando su pareja le cuente algo importante que le pasó, siempre cuéntele usted en forma inmediata algo similar o "superior" que le pasó a usted, de manera tal que el relato de su compañero o compañera quede eclipsado por el suyo.

3. Controle mucho, pero mucho, a su pareja. Olvídese de que es el amor y no el control lo que genera la unión, y apele a los medios posibles para tener "atado" a su (hasta el momento) compañero de ruta.

4. Pasado el tiempo, trate por todos los medios de transformar su relación en algo parecido a una máquina muy funcional y rutinaria, "desangelándola" lo más posible. Ni se le ocurra ponerle "onda" y ofrecerle una mirada luminosa a la relación.

5. No sea violento, porque hablamos de separar un vínculo pero no de destruir personas.

6. Quéjese muchísimo de todo y todo el tiempo.

7. Apele a la simetría para medir todo en su relación. Ejemplo: "yo te rasqué la espalda, ahora me la tenés que rascar a mí". Olvide que el hecho de rascarle la espalda a la persona querida puede ser tan grato como recibir la "rascada" correspondiente.

8. Genérele deuda al otro. Sienta que él o ella le debe algo por lo que usted hizo o lo que usted es. En lo posible, no lo diga enseguida, para que esa "deuda" se acumule y así poder lograr mayor poder a la hora de reclamar la "devolución" correspondiente.

9. Pregúntese de manera permanente -y de forma que el otro lo perciba- si su elección de pareja habrá sido la adecuada, y si no se estará perdiendo un "mejor partido" por el hecho de estar con "éste" o "esta" que está a su lado. Compare todo el tiempo lo ideal con lo real, y haga que siempre lo ideal gane la partida. Luego resiéntase por esa causa, echándole la culpa al otro.

10. Mentir, engañar y manipular son un clásico, pero no por ello dichas conductas pierden eficacia a la hora de corroer la relación.

11. Compita con su pareja. Trate de ser más que ella según alguna escala de evaluación y, en vez de cooperar de manera complementaria, apunte sus afanes a sentirse superior, en lo posible, desmereciendo al otro.

12. Bajo ningún punto de vista se alegre de los logros de su pareja ni elogie de verdad sus virtudes y capacidades. Alegrarse por la alegría de la pareja es de las cosas que más une las relaciones, y eso no va con la línea acá propuesta. En cambio, critique mucho, todo el tiempo, a quien por ahora lo acompaña.

13. Apuntar a avergonzar a su pareja, en lo posible en público. A la larga nunca falla.

Acá paramos con nuestro listado, aun sabiendo que nos hemos quedado cortos con los tips. Cumplido el cometido, nos sentamos a esperar, serenos, el llamado de Hollywood, para colaborar con el guión de la segunda parte de Cómo perder a un hombre (o una mujer) en 10 días. Lo importante en la vida, sabemos, es ser útiles siempre.

@MiguelEspeche

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.