Cartas de los lectores

Ley o impunidad; Mayoría de edad; La deuda oculta; Preámbulo; Falsear la historia; Qué nos queda; Ruta 6; Desconsideración; Sangre de gaucho
(0)
16 de junio de 2014  

Ley o impunidad

Días atrás, tras la indagatoria al vicepresidente, mi mujer me preguntó: ¿qué pasa si no le hace caso al juez? Con enorme angustia, le respondí: pasa exactamente lo que estamos viviendo hoy, y es mucho más profundo, es el quebrantamiento más explícito de la forma republicana de gobierno y del Estado de Derecho. ¿Por qué?, me preguntó: porque si día tras día vemos que cada persona hace lo que quiere y que quienes tienen que dar el ejemplo no lo hacen, las cosas empeoran, las instituciones se debilitan y el Estado queda ausente. Si millones de argentinos vemos cómo legisladores hacen un cordón humano para evitar un desalojo que fue ordenado por un juez, con el fin de restablecer el imperio de la ley sobre un terreno usurpado, y nadie hace nada, hay algo que claramente no está bien. Si casi todos los días vemos grupos que cortan avenidas, toman edificios públicos, acampan en lugares históricos y luego vuelven a sus casas como si nada hubiera ocurrido, quiere decir que nos estamos acostumbrando a vivir en un estado de absoluta impunidad.

Claro que los ejemplos en nuestro país no ayudan, y mientras la inseguridad y la impunidad nos ahogan, a un fiscal se lo aparta por investigar y se persigue a periodistas por informar. ¿El reino del revés de María Elena Walsh?

Quizás haya llegado el momento de que nuestros representantes en los tres poderes bajen un escalón, tengan más contacto con la realidad, dejen las aspiraciones y construcciones de poder personales a un lado y empiecen a construir un país mejor.

Donde no reina el imperio de la ley reina la impunidad.

Gonzalo Mórtola

DNI 23.463.369

Mayoría de edad

El supuesto escándalo que iba a provocar la indagatoria al vicepresidente de la Nación no fue tal y jamás se produjo. El licenciado Amado Boudou finalmente se presentó ante el juez Lijo y la Justicia cumplió con su rol. Los llamados y supuestos "medios hegemónicos" no realizaron ninguna fiesta, lo cual ya era algo sabido, como los llamados y supuestos seguidores del vicepresidente apenas se notaron por su escasa y breve presencia en Comodoro Py, lo cual también era cosa ya sabida.

La causa seguirá su curso, y es de esperar que, cualquiera sea el final, lo que sin duda llevará mucho tiempo, se encuentre a los responsables de las acusaciones y se los condene de acuerdo con lo que marca la ley.

Ese día habremos cumplido la mayoría de edad.

Víctor J. Cordovero

DNI 4.407.258

La deuda oculta

Cuando se detalla la deuda del Estado argentino, se omite totalmente la deuda flotante conformada por los atrasos en pagos de certificados y licitaciones: en el caso del Poder Ejecutivo, con demoras que en algunos casos llegan a un año, más de la devolución de retenciones y promociones por exportaciones o devolución del IVA. Lo mismo sucede con las provincias y municipalidades, en donde se bicicletean los pagos de todo tipo. Hay situaciones críticas, como los proveedores de comidas en las escuelas, los hospitales y sus insumos, en donde a los atrasos se suma la erosión maléfica de la inflación, imparable y evidente. También incluyo las sentencias firmes a favor de jubilados que la Anses cajonea a pesar de la obligación legal de pagarlas dentro de los 120 días hábiles de notificadas, y ni hablar de las decenas de miles de juicios por reajuste de jubilaciones, chicaneados eficientemente por los abogados de la Anses. Si sumáramos todos esto, nos encontraríamos con una suma superior a los cuarenta a cien mil millones de pesos, según el criterio que se aplique. Esa deuda recaerá en algún momento sobre todos los argentinos, especialmente sobre los menos pudientes.

Mario Aranovich

marioaranovich@fibertel.com.ar

Preámbulo

"Nos, los representantes... con objeto de constituir la unión nacional, afianzar la justicia, consolidar la paz interior, proveer a la defensa común, promover el bienestar general y asegurar los beneficios de la libertad para nosotros..."

¿Qué tal si en este nuevo ciclo que ya comenzó nos enfocamos de lleno en esto?

Santiago Robirosa

DNI 14.952.806

Falsear la historia

En su carta del 4 del actual, el doctor Carlos Manfroni destaca el sostenido trabajo del Gobierno por imponer la "historia oficial", para lo cual –señala– no se vacila, con la ayuda de jueces a los que no les interesan las pruebas ni la realidad, en arrasar con todo aquello que contradiga dicha "historia". Cita el caso del doctor Jaime Smart, condenado a prisión perpetua por el tribunal platense que preside el cuestionado juez Rozanski. Averiguando, descubrí que para poder condenarlo, y ante la falta de pruebas concretas de su participación en la represión del terrorismo, lo consideró el "hombre de atrás", esto es, el que impartía órdenes sobre cómo manejar la lucha antisubversiva al comandante operacional de la zona, el general Suárez Mason. Smart, un funcionario civil de segundo orden, dándoles ordenes nada más y nada menos que a los generales "duros" o "halcones" del gobierno militar. Un disparate que groseramente falsea la realidad histórica, pero que les ha permitido ejecutar una bien armada venganza contra este reconocido jurista, ex juez de la Cámara Federal en lo Penal que efectivamente juzgó con valentía y equidad en los 70 a los terroristas de entonces.

Afortunadamente vamos comprobando cómo algunos testimonios de ex militantes montoneros, decididos a enfrentar con verdades a sus antiguos camaradas (hoy aún empeñados en falsear lo realmente sucedido para elaborar la nueva historia), van dejando caer ese telón de impunidad y falsedades. Ello nos permite abrigar la esperanza de que la verdad finalmente se impondrá, dando por tierra con esta rebuscada y falseada "historia oficial"

Diana I. Filgueira

DNI 5.601.395

¿Qué nos queda?

Recientes noticias periodísticas dan cuenta de que el destacamento policial de Villa Progreso (Berisso) tiene usurpado su patio afectado a depósito de vehículos secuestrados y que sus efectivos sufrieron heridas provocadas por los intrusos. El fiscal de La Plata, doctor Marcelo Romero, requirió su clausura por falta de seguridad. La comisaría de Labordeboy, en el sur santafecino, quedó sola por un rato y le robaron todo su armamento. En cuanto a inseguridad, para muestra basta un botón.

¿Qué queda entonces para los ciudadanos de a pie?

Eduardo Favelukes

favelukes@ciudad.com.ar

Ruta 6

En los últimos días he visto por televisión una publicidad de la provincia de Buenos Aires donde exaltan los logros obtenidos durante la gobernación de Daniel Scioli. Más allá de la duda que me provocan algunas de las menciones, quisiera hacer hincapié en la que resalta el éxito de la ruta 6. Soy usuario frecuente del tramo entre la ruta 8 y la 7. La he visto semidestruida, con parches que duran un suspiro, y finalmente el año pasado se reconstruyó casi en su totalidad. Ya han aparecido nuevos baches y de nuevo los parches que se notan claramente en el pavimento. Creo que si hay algo que no pondría como ejemplo son los trabajos realizados al menos en ese tramo de la ruta 6. No quiero ni pensar en la fortuna que debe de haberse gastado ya sea por un mal diseño o por una peor ejecución. En cualquier caso, es el gobierno de la provincia el responsable.

Gustavo A. Pittaluga

DNI 4.436.515

Desconsideración

El lunes pasado, a las 14.30, mi padre (David Zuckerberg) concurrió a la sucursal del Banco ICBC de la calle Corrientes 5380 para realizar un trámite personal. Discapacitado y de tercera edad, se moviliza en silla de ruedas con ayuda de un acompañante. Al ingresar en la institución, la empleada le dijo que no funcionaba el ascensor y que debía subir las escaleras, ya que las dos cajeras que estaban trabajando en el primer piso del lugar no podían bajar. En cambio, la solución que encontraron fue sugerirle que se movilizara, aun en sus condiciones de discapacidad. Realizo esta queja, puntualmente, hacia la empleada de la planta baja que informó que tenía que subir con la silla de ruedas por las escaleras y hacia la cajera del puesto 8, que ni siquiera bajó para saber cuál era el trámite que debía realizar mi padre.

Informamos de la situación a la central del banco en el país, pero ya pasaron varios días y sólo obtuvimos respuestas automáticas. Seguimos esperando una pronta respuesta a este reclamo por discriminación.

Sandra Zuckerberg

DNI 14.315.757

Sangre de gaucho

Respecto de la frase de Sarmiento "...no ahorre sangre de gauchos...", si bien no se la puede calificar de calamidad, como hace un lector en una carta publicada el 8 del actual, es evidente que hiere nuestra sensibilidad. Que un uruguayo se asombre de esas palabras por lo menos llama la atención, pues la República Oriental tuvo durante el siglo XIX guerras civiles en las cuales no siempre se respetaba la vida de los prisioneros.

La palabra gaucho ha variado su significado: en épocas de Sarmiento el gaucho era un delincuente. Eran los "malentretenidos" según documentos coloniales. Concolorcorvo los presenta como gente ociosa sin dios ni ley. El romanticismo tomó esta figura libertaria , la idealizó, y esto es lo que ha llegado hasta nosotros.

Juan Carlos Bruzzi Costas

jcbruzzi@fibertel.com.ar

En la Red

Boudou y Ciccone

Facebook

"Hay que dejar de mentirle a la gente, ¿Quién puso la plata para el negocio? Después discutir si estaba o no estaba en un restaurante, si es amigo o enemigo de Fulano o Mengano" - Carlos Bassino

"¡No podemos ser tan inocentes en creer en que son casualidades!" - Bianca Arndt

"Después de haber visto la nota completa en TN, llego a la conclusión de que Boudou debería elegir mejor las amistades" - Jairo Guido

"Demasiadas «casualidades» lo relacionan con la investigación... O tiene mucha mala suerte o miente" - Raúl Fernández

A los lectores: los textos destinados a esta sección no deben exceder las 15 líneas o los 1100 caracteres. Debe constar el nombre del remitente, firma, domicilio, teléfono y número de documento. Por razones de espacio y de estilo, LA NACION podrá seleccionar el material y editarlo. Los mensajes deben enviarse a cartas@lanacion.com.ar o a la dirección: Av. Del Libertador 101, Vicente López (B1638BEA) Buenos Aires, Argentina?

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.