De los lectores: cartas & e-mails

(0)
10 de junio de 2020  • 01:49

Eslogan equivocado

El argumento o la excusa que pone el presidente Fernández de que él propone expropiar Vicentin es de una palmaria equivocación. Y lo digo con todo el respeto por su investidura presidencial. Llevar las deudas de Vicentin a YPF Agro es un gran favor que les hacen a los bancos acreedores, que pueden apoyar esta idea porque esperan que mediante la participación de YPF por ahí cobran sus créditos. Pero el eslogan "soberanía alimentaria" es tan absurdo y equivocado como "vivir de lo nuestro". Vicentin tiene que ser "arreglada" por sus dueños y quienes los apoyan y no ser "salvada" por el Estado, léase la plata de los contribuyentes.

Thomas Leonhardt

DNI 11.955.431

Sociedad Rural

"Caminante, no hay camino, se hace camino al andar". El andar es el transcurrir de las decisiones que vamos tomando a lo largo de nuestra vida. La grave decisión tomada por la Sociedad Rural Argentina, al acudir al auxilio gubernamental (ATP) ante una dificultad financiera, producto de la pandemia, marcó un "antes y un después" en los 153 años de vida de la entidad. El auxilio gubernamental (concedido con gran astucia) implica, para una entidad gremial como la nuestra, renunciar a su independencia y autonomía en aras de superar un problema financiero. La pandemia infecta el cuerpo de la entidad, pero también desnuda el alma, señala con alarmante preocupación que el espíritu se está entregando, la defensa de sus valores tradicionales, la defensa de la república, y que la difícil situación por la que está pasando gran parte de la población argentina en un país que carece de recursos genuinos no está entre sus consideraciones más importantes.

Debimos dar el ejemplo y cuando les estamos pidiendo a nuestros políticos que reduzcan sus sueldos y viáticos en el mismo sentido la Rural debe hacer una profunda racionalización de sueldos y gastos. ¿Puede ser posible que la entidad no tuviera ahorros para enfrentar esta contingencia? ¿Con qué prudencia se manejan los recursos? Muchas preguntas con una sola respuesta: improvisación, no se midieron consecuencias y mucho menos la opinión de sus representados ante una decisión de este calibre, que da un giro trascendente en la postura tradicional de la entidad.

Estamos también contribuyendo a la agonía de la república, al apagarnos como exigentes críticos del gobierno y de sus instituciones.

Quiero convocar a mis consocios a exigir la devolución de los subsidios recibidos y a adoptar una actitud vigilante y participativa de las decisiones que tome la dirigencia de nuestra entidad.

Juan Francisco Ramos Mejía

DNI 10.133.535

Aporte invalorable

Gracias a LA NACION y a la brillante columnista Graciela Guadalupe por permitirme conocer el aporte invalorable del concejal de Neuquén Gustavo Iril y su genial proyecto de asado seguro, sobre todo por la idea de que los barbijos se sacarán a la hora de la ingesta de los alimentos. Qué haría la república sin estas mentes preclaras. Ahora entiendo el esfuerzo que hacen por mejorar las condiciones de nuestro cautiverio y me queda claro que de ninguna manera podemos pedirles el esfuerzo de reducir un ápice de sus dietas. En el mes del creador de la Bandera, recordemos una vez más sus últimas palabras, que hoy hago mías:

"¡Ay, patria mía!".

Margarita Di Lella

DNI 11.663.308

Indios

En el canal Encuentro, Felipe Pigna dijo que para mediados de la década de 1830 la Confederación Argentina lindaba en su frontera sur con la "entidad estatal Wipala Mapu". Esta mentira histórica sería anecdótica si no tuviera efectos directos sobre el presente. Inventando una "entidad estatal" -porque no tiene cómo llamarla "nación", "país", "reino", porque nunca existió-, este señor comete la perfidia de crear en el pasado las bases y el anclaje de los delirantes reclamos territoriales del presente por parte de algunos sectores indios del país ("nuestros hermanos los indios", los llamó San Martín, y no el eufemismo de "pueblos originarios"), fogoneados por la izquierda. Estos planteos llevan a la cuasitraición de buscar el desmembramiento de la Argentina. Desde hace años vienen instalando peligrosamente estas falsedades en el inconsciente colectivo de nuestra sociedad, tan permeable a modificar la historia (como si se pudiera) para comprometer nuestro presente y arruinar nuestro futuro.

Es deber patriótico de los argentinos estar alerta y alzar la voz ante este proceso que hábilmente va tomando entidad de forma velada, subrepticia, deslizando mentiras monumentales que luego se harán verdades incontrastables.

Fernando Landro

DNI 16.974.282

Misas

"Misas y recitales por streaming, en la nueva etapa de la cuarentena porteña". Así se dio a conocer en LA NACION del viernes pasado la última decisión del gobierno de la ciudad. Está en el mismo pie de igualdad un festival rockero, la apertura de las zapaterías, de los restaurantes o de los partidos de fútbol que la apertura de los templos para la celebración publica de la misa. Ciertamente para el Gobierno da lo mismo y se acomoda más a los planes del confinamiento social que los fieles se acostumbren a escuchar la misa en su casa, como una de las tantas posibilidades del "delivery".

Está llegando a límites insoportables el cercenamiento de las libertades individuales. Nunca en la Argentina, ni en tiempos de duras persecuciones, se prohibió la celebración de la misa. Ahora se permite la apertura irrestricta de los templos únicamente si se los convierte en comedores, pero no para celebrar la misa, que no es considerada actividad esencial. Finalmente, con el draconiano manejo de la "flexibilización", se va instalando en la sociedad la idea de que el Estado es el único "salvador" en el marco de un perverso socialismo.

Alberto Solanet

asolanet@estudiosolanet.com.ar

En la Red

La expropiación de Vicentin

Facebook

  • "El Estado argentino no tiene que tener ninguna empresa a su cargo. La historia así lo demuestra" - Ricardo Elhauge
  • "¿La van a manejar tan bien como YPF y Aerolíneas?" - Delia Oieni
  • "¿Por qué no le sacaron las empresas a Cristóbal López, si el principal acreedor es la AFIP?" - Roberto Ortiz

Los textos destinados a esta sección no deben exceder las 15 líneas o los 1100 caracteres. Debe constar el nombre del remitente, firma, domicilio, teléfono y número de documento. Por razones de espacio y de estilo, LA NACION podrá seleccionar el material y editarlo. Los mensajes deben enviarse a: cartas@lanacion.com.ar o a la dirección: Av. Del Libertador 101, Vicente López (B1638BEA)

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.