De los lectores: cartas & e-mails

(0)
3 de octubre de 2020  • 00:00

Cambio de ley

Estaba escuchando recientemente un debate por una radio, entre un asistente de la ministra de Seguridad de la Nación y un conocido periodista, con referencia al episodio en el que perdió infortunadamente la vida el oficial Roldán. Pretendía el funcionario, haciéndose eco de la opinión de su jefa directa, que la responsabilidad cayera en su totalidad en la falta de reacción de los policías de la Ciudad que se encontraban presentes, y que no se animaron a actuar. Lamentablemente nadie habla de quién es la verdadera responsabilidad. Y esta, a mi criterio, cae no solo sobre los jueces garantistas que siempre terminan culpando al policía que hiere o mata a un delincuente, sino sobre los legisladores que durante muchos años, y con distintos gobiernos, han sido y son incapaces de sancionar una ley clara y sin tapujos, donde el personal de las distintas fuerzas de seguridad tenga la potestad y el derecho de defender sus vidas y las de terceros ante acciones de individuos armados que las ponen en riesgo, haciendo uso de las armas que les provee el Estado, incluyendo la facultad de disparar ante el intento de huida de un delincuente peligroso, que eventualmente puede poner en riesgo en ese momento o posteriormente la vida de otros ciudadanos.

El día que una ley de esa entidad se sancione, y que los efectivos cuenten con la capacitación adecuada, será diferente. Creo que no hay dudas acerca de la capacidad de acción de las fuerzas de seguridad comprometidas, y dejarán de lado su temor a actuar para no ser procesados injustamente por el hecho de haber pretendido cumplir con su deber.

Carlos Herrero

DNI 4.530.221

Momento político

No entiendo, ministra Frederic. ¿Usted acusa a la Policía de la Ciudad por no haber actuado correctamente en el asesinato del policía Juan Roldán y al mismo tiempo permite el juicio en contra del policía Luis Chocobar por haber disparado contra un delincuente, para evitar la muerte de un ciudadano extranjero que fue gravemente herido? ¿Tiene usted un concepto dispar dependiendo del hecho?

Perdón, ministra, pero personalmente no llego a entenderla. ¿Defiende y cuida usted a las fuerzas de seguridad o depende todo del momento político que mejor le sienta y actúa acorde?

Constantino Coutris

DNI 17.030.954

Escuelas cerradas

Las plazas explotan de niños jugando, mientras las escuelas siguen cerradas y sin fecha cierta de reapertura. La ignorancia y la barbarie avanzan en la Argentina y somos testigos impávidos.

Constanza Campos

DNI 27.308.755

Retenciones

Las retenciones a la exportación de cereales y oleaginosas, más que impuestos, son confiscaciones porque no gravan la ganancia de los productores agropecuarios sino su ingreso bruto, de modo que un 33% sobre el precio puede dejar la ganancia del productor en un margen casi inexistente o hasta de pérdida. Haber vuelto al 30% para la soja en vez de cobrar el 33 vigente, si bien sigue siendo un despojo monstruoso, muestra cierta razonabilidad del Gobierno.

¿Será el principio de un afortunado giro hacia la cordura?

José Deym

deyjose@gmail.com

Librepensadores

El poeta romano Quinto Horacio Flaco, o simplemente Horacio, fue, segu´n los entendidos, el ma´s grande poeta li´rico. Fue el autor de la frase carpe diem (aprovecha el di´a/momento, en el sentido de no malgastarlo). Carpe diem, quam minimum credula postero (Aprovecha el di´a, no confi´es en el man~ana). La frase se hizo famosa en la peli´cula La sociedad de los poetas muertos a rai´z de un poema del gran Walt Whitman.

No permitamos que la vida nos pase de largo. Seamos librepensadores, como Horacio.

Juan Andrés Maciel

DNI 21.552.677

Actores

Después de 44 años de afiliación a la Asociación Argentina de Actores, la Obra Social de Actores (OSA) ha descuidado a sus socios. Perdió el convenio con farmacias y nos obliga a comprar los medicamentos en forma particular, para luego presentar los troqueles y recibos en la sede (Ayacucho 537) desde la vereda (atienden por la ventana) para ver si nos reintegran algo. Soy diabética insulinodependiente y jubilada, ¿cómo se supone que haga para comprar todo con lo que percibo de jubilación?

Desolación. Depresión y miedo. Gracias, OSA, por desamparar a tus afiliados.

María Matilde García del Corro

DNI 12.415.896

Sociedad Rural

Hubiéramos preferido a esta altura dirigirnos a los queridos socios de la Sociedad Rural Argentina en carácter de presidente y vice, respectivamente, pero algunas circunstancias a las que nos vamos a referir nos obligan a esperar unas pocas semanas para poder hacerlo. Es bien sabido que el Movimiento Compromiso Federal (MCF) viene bregando por un cambio en el sistema de votación que acaba de demostrar, una vez más, que el mismo no condice con los tiempos modernos ni con las necesidades de la gente. Hemos acercado a la entidad muy buenas alternativas que están probadas en el mundo y que solo requieren ser aceptadas por quienes defienden un sistema arcaico y tortuoso para el socio. La SRA tiene un reglamento de votación que no es parte del estatuto y que es plausible de ser modificado por la comisión directiva cuantas veces sea necesario. De hecho, así se hizo días pasados, cuando la CD resolvió que ambas listas concurran al Correo Argentino a retirar los sobres allí depositados, a sabiendas de que la elección estaba postergada. Fue una buena medida, que demuestra que los cambios muchas veces son necesarios y ayudan al sistema. De la misma manera, la actual conducción de Daniel Pelegrina y Carlos Vila Moret debería estar muy atenta a los hechos y, con inteligencia y actitud de servicio, hacer un esfuerzo para facilitar la vida a los socios y no seguir dificultando, en momentos tan complicados para todos, el proceso electoral. También hemos propuesto instrumentar las medidas necesarias para poder realizar la asamblea en el predio de Palermo, ámbito ideal por el espacio disponible y la facilidad de ingreso y movimiento de personas. No tenemos duda de que si hay voluntad por parte de las actuales autoridades de la SRA, sería de muy fácil concreción. Sorprende que la conducción aún no haya presentado y gestionado un protocolo al GCBA que seguramente sería bien recibido.

No es bueno aprovechar circunstancias de la coyuntura para aferrarse al poder, evitando o dilatando la decisión del único soberano que es el socio. No es bueno confundir al socio con los reglamentos, los estatutos, la IGJ, la ASPO y tantas siglas que solo contribuyen a distraer del verdadero objetivo, que es permitir la libre expresión de todos ustedes. A esta altura, de haberse realizado la asamblea y la elección, estaríamos concretando nuestro anuncio de reducción de los sueldos de directores en un 50%, lo que, sumado a otras medidas, ayudaría a recomponer las finanzas, evitando de este modo la inoportuna suba de aranceles anunciada hace pocas horas. Resulta de mal gusto hacerlo a pocos días de la frustrada asamblea. ¿Cuál es el sentido de reclamar a los gobiernos la baja de gastos y la reducción de impuestos cuando en nuestra propia entidad hacemos lo contrario.

La SRA necesita un cambio que ya no puede esperar. Nada más sano que la alternancia en todos los estamentos de la sociedad y es para ello que seguiremos trabajando y reclamando por los derechos de todos los socios. Tal como reza nuestra frase de cabecera: "Donde haya un productor, ahí vamos a estar...".

Nicolás Pino

DNI 17.232.714

Marcos Pereda

DNI 17.152.808

Movimiento Compromiso Federal

Sin facturas de papel

Desde hace un tiempo las empresas de servicios públicos y también el gobierno de la ciudad han dejado de enviar a los usuarios y contribuyentes las facturas de papel correspondientes a los servicios prestados. Es imposible para mucha gente saber los importes y las fechas de vencimiento, lo que origina que en la mayor parte de los casos no se abone en fecha. Si el ente reclama uno debe correr a abonar; en el caso del gobierno de la ciudad, uno se encuentra probablemente con varios meses de atraso, ya que para esa gente no existe ningún recordatorio. Supongo que el motivo del no envío es para evitarse el gasto del correo, sin tener en cuenta los inconvenientes que ocasiona.

Alberto Lombardía

albertolombardia@hotmail.com

Gracias, padres

En estos días en que se ha reanudado la posibilidad de concurrir a los templos para retomar nuestro alimento espiritual, quisiera agradecerles a los cuatro sacerdotes de la Parroquia Nuestra Señora de Loreto de la Capital Federal, que han privilegiado las necesidades de la feligresía a su seguridad personal. Han tenido, con todos los recaudos sanitarios del caso, su iglesia abierta desde los primeros días de la cuarentena, con el Santísimo expuesto, bendición con el mismo, confesiones mañana y tarde, y comuniones diarias.

Por eso, a los padres Omar De Maria (párroco), Pablo, Julián y Eduardo, que estuvieron todos los días oficiando, confesando, atendiéndonos en nuestras innumerables necesidades sin turnos ni citas previas, les estaré "eternamente agradecida".

Diana Bencich

bencichdiana@gmail.com

En la red

Coronavirus:

Buenos Aires cargó casi 3200 muertos y la Argentina supera los 20.000 fallecidos

Facebook

"¿Y cuántas personas mueren por otras enfermedades?

Hay otras que matan más que este virus" - Bonora Verito

"Y sabrá Dios si son todos" -Julia Sosa

"¿Todos murieron por la peste? Y el resto de las enfermedades... desaparecieron"-Claudia Mariani

Los textos destinados a esta sección no deben exceder las 15 líneas o los 1100 caracteres. Debe constar el nombre del remitente, firma, domicilio, teléfono y número de documento. Por razones de espacio y de estilo, LA NACION podrá seleccionar el material y editarlo. Los mensajes deben enviarse a: cartas@lanacion.com.ar o a la dirección: Av. del Libertador 101, Vicente López (B1638BEA) Buenos Aires, Argentina

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.