Cartas de los lectores

Un debate de todos; Niño de 13 años; Negativa a declarar; Biblioteca Nacional; Embudo vehicular; Poda en San Isidro
(0)
3 de noviembre de 2016  

Un debate de todos

El viernes 28 de octubre, en el editorial de LA NACION titulado "Un símbolo emblemático de la mentira" se afirma en la bajada: "El debate por los derechos humanos no es propiedad de ningún sector político; pretenderlo es desconocer, precisamente, los derechos de todos a saber la verdad".

Estoy totalmente de acuerdo. Al mismo tiempo, como son correctamente citadas opiniones mías sobre el número de los desaparecidos, me siento en la necesidad de decir que es cierto: hay un número de denuncias debidamente documentadas sobre las cuales, y con el indispensable testimonio de testigos -muchos de estos sobrevivientes de centros clandestinos- en 1985 comenzó el camino de la justicia con el juicio a las tres primeras juntas militares de la dictadura que, tras una interrupción de varios años, fue reiniciado en 2005 hasta ahora.

Podríamos decir que, por las particulares circunstancias que vivió este país, incluida la Guerra de Malvinas, a diferencia de lo que ocurrió en países hermanos cuando también recuperaban la democracia, se pudo enjuiciar en la Argentina al terrorismo de Estado. Todo cuanto se conoce sobre quienes fueron víctimas del más perverso método de represión, los desaparecidos, proviene de lo denunciado por los familiares o de los sobrevivientes que colaboraron con sus relatos ante los jueces.

¿Qué está faltando? Nada más ni nada menos que la información sobre el destino de miles de personas, información que ocultan aquellos que sí lo saben. El reclamo a la respuesta ¿qué pasó con los desaparecidos? se mantiene en trágica vigencia.

Ante esta realidad, no veo prioritario discutir cifras y sí enfatizar que no se respondió a ese interrogante.

En aras de "toda la verdad" que nos merecemos todos, el reclamo debería dirigirse a quienes esconden la información que permitiría a los familiares que aún vivimos aliviar el dolor de un duelo que nunca termina. También aceleraría la recuperación de la identidad de quienes siendo bebes o habiendo nacido cuando su madre estaba secuestrada, hoy adultos, buscan todavía las Abuelas.

Graciela Fernández Meijide

Niño de 13 años

Se confunden cuando hablan que el niño de 13 años mató a un ladrón. Ese chico salvó la vida de su familia y punto. No lo angustien más.

Rafael E. Madero

DNI 8.558.733

Negativa a declarar

Creo que nunca voy a entender cómo alguien puede negarse a declarar cuando un juez lo cita a indagatoria. El simple hecho de negarse a contestar preguntas debería ser incriminatorio. Si uno es inocente, y dice la verdad, no hay motivo por el cual no declarar. Ahora bien, si uno calla, es que tiene algo que ocultar, o aún no preparó su "estrategia" de salvación.

Facundo Aragón

DNI 28.864.037

Biblioteca Nacional

Hace pocos días presenté una carta de mi editor en el despacho de la señora Elsa Barber, subdirectora de la Biblioteca Nacional, en la que solicitaba un permiso para realizar algunas fotografías allí, que integrarán un nuevo libro de mi autoría. Mi intención era incluir alguna imagen del salón de lectura de una institución tan central en nuestra cultura como es la Biblioteca. Expliqué que este nuevo libro fotográfico es de características culturales y pretende hacer un retrato de los argentinos en el cual estén reflejadas actividades tales como el trabajo, la educación, la salud, la cultura y el tiempo libre. Al parecer, la solicitud pasó al sector administrativo de la entidad, donde la señora Belén Varela respondió a mi asistenta un mail en el que decía que admiraba mi trabajo como fotógrafo, pero añadió: "Por esta cantidad de horas (tres), y porque la Biblioteca lo necesita para su sustento, pedimos un canon de 2500 pesos" .

Quedé atónito. Y no porque la Biblioteca conozca mi trayectoria, posea en su acervo los catorce libros de fotografía que realicé y hace pocos meses me entregara una credencial de investigador a raíz de una novela que estoy escribiendo, sino porque durante mi larga carrera de fotógrafo jamás me habían pedido un canon para realizar fotografías en una institución pública. Son los

impuestos de todos los argentinos los que mantienen un espacio que es de todos como lo es la Biblioteca Nacional. Cobrar un arancel para poder mostrarla en un libro sobre los argentinos y para los argentinos, adquiere en este caso la forma de un oxímoron invertido y perverso.

Sería bueno que algunos funcionarios nacionales tomaran más contacto con la realidad y supieran de una vez por todas que todavía hay muchos argentinos (y entre ellos, puedo dar fe, muchísimos fotógrafos) que hacemos nuestro trabajo con el objetivo primordial de difundir las costumbres, la cultura y la identidad de nuestra patria. A la mayoría de ellos, 2500 pesos no les cambiaría la vida. A mí tampoco. Lo que sí, estoy seguro, nos cambiaría es la manera de mirarnos entre argentinos.

Marcos Zimmermann

marcoszimm@gmail.com

Embudo vehicular

Habitualmente transito en auto por la Costanera hacia el Norte, y al llegar a Parque Norte o a la Facultad de Arquitectura se produce un embudo que hace casi intransitable la circulación vehicular -donde también hay camiones-, lo cual genera demoras muy molestas. Le pido al jefe de gobierno de la ciudad que haga revisar rápidamente estos accesos -realizados hace aproximadamente dos años- y que busque una alternativa rápida y razonable para terminar con este caos innecesario.

Miguel Martín y Herrera

DNI 14.525.621

Poda en San Isidro

San Isidro está dividido por zonas para la poda de árboles, que se realiza cada cuatro años, siempre durante el invierno, como corresponde. En el entorno de Márquez y Monseñor Alberti, el miércoles 26 de octubre a la mañana, ya muy entrada la primavera y a un año de la anterior poda reglamentaria, apareció un camión municipal con un equipo que realizó una depredación inesperada y salvaje, causando un daño irreparable a antiguos y hermosísimos árboles. Por ejemplo, fue mutilado un gran ejemplar de ochenta años de apostroemia, llamado comúnmente espumilla, que daba buena sombra y se cubría de flores todo el verano.

La agresión a la naturaleza significa, más allá de lo estético, desprecio por la vida indefensa y la civilización.

Lucía Gallinal

DNI 11.444.147

En la Red

Facebook

Dietas: Diputados rechazó el debate

"A ver si el Gobierno le pone freno al aumento de los diputados. ¡El ajuste lo pagamos entre todos!"

Néstor R. Barrios

"La lista de los angurrientos está a disposición. En 2017, a apretarles las clavijas donde más les duele"

Mario Wahlberg

Los textos destinados a esta sección no deben exceder las 15 líneas o los 1100 caracteres. Debe constar el nombre del remitente, firma, domicilio, teléfono y número de documento. Por razones de espacio y de estilo, LA NACION podrá seleccionar el material y editarlo. Los mensajes deben enviarse a: cartas@lanacion.com.ar o a la dirección: Av. Del Libertador 101, Vicente López (B1638BEA)

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.