Cristóbal López y el consenso

Carlos Pagni
Carlos Pagni LA NACION
(0)
30 de noviembre de 2013  

Dentro de poco, a Cristóbal López no se lo podrá seguir llamando "empresario kirchnerista". Su gravitación alcanza a muchos otros partidos. Una demostración de ese ecumenismo se registra hoy en Rosario. Allí, López está intentando que su próspero casino abra las puertas las 24 horas los viernes, sábados, domingos y feriados.

Los primeros en satisfacer a López fueron los concejales kirchneristas. Pero también los socialistas se disponen a ayudarlo, a pesar de que votaron contra la instalación de casinos. La influencia de López sobre los herederos de Alfredo Palacios –vehemente detractor del juego– se ejerce a través de un agente de prensa oriundo de Santa Fe.

El único concejal de la UCR se oponía a la apertura. Pero cayó enfermo. Y el representante de Pro quiere tratar el tema el año próximo. La obsesión de López por que sus salas no tengan límite de horario no es sólo pecuniaria. El casino de Santa Fe, que administra su rival Antonio Tabanelli (Boldt), opera día y noche. Delicias del modelo productivo.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.