Suscriptor digital

El peronismo de la tercera vía

Sergio Suppo
Sergio Suppo LA NACION
Fuente: LA NACION - Crédito: Alfredo Sabat
(0)
17 de marzo de 2019  

Hay peronismo para todos los gustos. Y las variedades se multiplican a mayor distancia del kirchnerismo, el sector que lo lideró durante tres mandatos presidenciales y que hoy se expresa como una fuerza con posibilidades de pelear el poder por sí misma.

Peronismo federal, un eufemismo que reconoce sin querer que el conurbano es un territorio de Cristina Kirchner. Peronismo alternativo, una forma de decir que hay una variante a la expresidenta. Peronismo racional, un nombre que asume que otra parte del total de ese universo partidario hace locuras.

Distintas designaciones para lo mismo, que sin embargo expresan claras divisiones respecto de su relación con el kirchnerismo. En los últimos seis meses se dejaron ver los que reclaman la unidad con Cristina y, en muchos casos, volvieron a tributar al Instituto Patria. Están los que, por el contrario, se aliarían hasta con el macrismo para evitar volver a formar parte de una sociedad con el kirchnerismo. Tampoco faltan los que insisten en buscar una tercera vía, una alternativa a Macri y a Cristina.

Como ninguna decisión está firme, el único denominador común es la esperanza de que la expresidenta decida no ser candidata a la reelección y su capital electoral quede poco menos que vacante. Es más un deseo que una posibilidad, por ahora, y no depende de esos dirigentes sino de la propia Cristina. Es ella y no ellos quien en definitiva maneja sus planes.

Tanta indefinición le agrega a ese peronismo regresos y nuevos aterrizajes. Entre las noticias del verano, surgió el retorno de Roberto Lavagna. Y en medio de la selección de bailarines antes del comienzo de un nuevo ciclo de su programa, Marcelo Tinelli volvió a mostrar la posibilidad de pasar de la pista de Showmatch a una candidatura importante, la de gobernador de Buenos Aires, por ejemplo. Todavía no se decidió, explicó el martes el animador luego de un almuerzo con Lavagna, que tampoco termina de anunciar que volverá a ser candidato presidencial. Ahora lo está buscando una parte del peronismo para que sea postulante presidencial como en 2007, cuando encabezó la lista del radicalismo.

Si finalmente se decide, el exministro de Néstor Kirchner y el ex secretario de Raúl Alfonsín habrá anotado una extraña curiosidad: candidato presidencial en el siglo XXI de los dos grandes partidos del siglo pasado. Lavagna ya hizo trascender que no desea pasar por ninguna competencia previa y sus eventuales socios le respondieron que esa, precisamente, es una condición necesaria. Salvo Sergio Massa, que tiene una intención de votos que le alcanza para ser un lejano tercer lugar detrás de Macri y Cristina Kirchner, el resto de los presidenciables de la tercera vía están lejos de llenar el espacio que todos los analistas de opinión pública afirman que existe pero que nadie termina de llenar.

¿Expresa Lavagna una tercera vía? No parece ser un gran misterio. La duda más pertinente a despejar, en todo caso, es saber si después de tantas vueltas el peronismo será uno, varios o ninguno.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?