Desde Roma. La muerte de un pacifista