Suscriptor digital

¿Llegará a su fin en 2012 el reinado del iPhone?

Ariel Torres
(0)
4 de febrero de 2012  

Su próximo celular casi seguramente será un smartphone o teléfono inteligente. Es decir, un equipo de alta gama que ofrece Wi-Fi, acceso completo a la Web y al correo electrónico, chat, receptor GPS, aplicaciones y juegos, y gran capacidad de almacenamiento. Tales equipos, otrora costosos, han ido bajando de precio y se están convirtiendo en el estándar del mercado móvil. Son, en todo sentido, una computadora personal de bolsillo que, además, usamos para hablar por teléfono.

Dos marcas aparecen como sinónimos de este formato: el mediático iPhone y el declinante BlackBerry. Pero hay una tercera marca, una que, de hecho, encabezó el ranking de ventas de smartphones durante el último año: Android. Bajo el ala de Google y con el apoyo de LG, Samsung, Motorola, HTC y Sony Ericsson, representa una visión opuesta a la de Apple con su iPhone. Android es un sistema operativo para teléfonos inteligentes de código fuente abierto que los fabricantes de teléfonos reciben sin cargo y pueden modificar tanto como quieran, para adaptarlo a sus necesidades.

Como ya ocurrió con la PC, los estándares abiertos tienden a triunfar, entre otras cosas porque sus costos son más bajos y porque dan cabida a más participantes. Así, pese a los problemas de seguridad (que también comparte con la PC), Android opacó al aparentemente invencible iPhone en 2011. Por eso, 2012 será decisivo en esta contienda entre dos modos de ver la tecnología, esta vez en un escenario móvil. Más móvil que nunca, de hecho.

El autor es columnista y editor del suplemento Tecnología de LA NACION

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?