Conciertos urbanos

Edición fotográfica Dante Cosenza
Edición fotográfica Dante Cosenza Fuente: Reuters - Crédito: Amanda Perobelli
(0)
15 de mayo de 2020  

San Pablo, Brasil.- Podrían pensarse, quizás, como dos formas del arte callejero. Al fondo, grácil y estática, la niña en puntas de pie que quiere alcanzar su propio cielo. En primer plano, en movimiento y más bien circunstancial, el pianista. Se llama Rodrigo Cunha y hace unos días decidió regalarles parte de su música a las madres que, confinadas por el Covid-19 que se enseñorea en San Pablo, deben pasar la cuarentena lejos de sus hijos. El contrapunto es leve. A la derecha, la obra de street art, no exenta de enigma, habla de la poesía que aspira a cierta permanencia. En el centro, el concierto, inasible y efímero por definición, tiene el don de una caricia distante. Ambos gestos son, cada cual en su propio registro, una suerte de ofrenda: pinceladas del tamaño de un edificio, acordes abiertos a cada ventana. El sentido y la belleza, esos compañeros de ruta que, en medio de la peste, ayudan a seguir.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.