Guiños literarios y realismo subvertido

Violeta Gorodischer
Violeta Gorodischer PARA LA NACION
(0)
15 de febrero de 2020  

Una inmersión en el mundillo literario parece señuelo suficiente para que un libro atraiga lectores curiosos, más aún si los guiños y las referencias están a la orden del día. Aun así, La felicidad es un lugar común, primera novela de Mariana Skiadaressis publicada por Entropía, es mucho más que eso. La protagonista, treintañera recién divorciada y estudiante de Letras en Puan, comienza una aventura amorosa con un escritor "de módica fama" a quien conoce mientras prepara una monografía. Si bien el registro juega con la revisitada escritura del yo, el hilo amoroso y el mapa sociocultural del ambiente puanner cobran nuevas dimensiones cuando la protagonista descubre que el escritor tiene clones y decide fugarse con uno de ellos a Coronel Pringles. Un (¿involuntario?) homenaje a César Aira, altas cuotas de realismo subvertido y múltiples niveles de lectura dan forma a esta historia notable que bien puede calificarse como una deconstrucción del ambiente cultural argentino. O, por qué no, como una reelaboración del amor romántico.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.