“Pero salud es ministerio”