A 20 años del atentado a la embajada de Israel, no hay ningún detenido