Admiten que las elecciones serán como una interna del peronismo bonaerense