Alberto Samid, de asesor presidencial a las trompadas por TV

Alberto Samid
Alberto Samid
Mariano Obarrio
(0)
3 de abril de 2019  • 19:55

Alberto Samid , el más famoso de los matarifes peronistas, saltó a la notoriedad cuando en los años 90 fantaseaba con ser intendente de La Matanza y se agarraba a las trompadas con el periodista Mauro Viale en un programa periodístico de la tarde por discusiones vinculadas al atentado a la AMIA .

De esa forma forjó su imagen de empresario extravagante que hizo un culto de la excentricidad en los estudios de televisión.

En febrero último estuvo a punto de irse a las manos con el diputado Alfredo Olmedo cuando éste todavía se presentaba como candidato presidencial. Samid tuvo estrecha relación con los gobiernos peronistas de Carlos Menem , de Eduardo Duhalde y de Néstor Kirchner .

En aquel recordado intercambio de golpes televisado, Viale lo había acusado de "avalar la bomba en la AMIA" y el carnicero lo intentó golpear mientras lo insultaba. En sus incursiones televisivas, siempre fue de definiciones fuertes.

Cultivó también una estrechísima relación con el exgobernador Daniel Scioli y se hizo un habitué de la quinta de La Ñata, en Tigre, donde solía jugar al ajedrez con el exmotonauta y entonces candidato a presidente. La causa de evasión impositiva data de los años 90, precisamente.

En esos tiempos había sido nombrado como asesor "ad honorem" por el entonces presidente Menem. La relación se quebró cuando Samid envió toneladas de carne a Irak en plena Guerra del Golfo, porque la Argentina adscribía al embargo norteamericano al régimen de Saddam Hussein.

Más tarde, también fue una atractivo televisivo cuando participó de Bailando por un Sueño, con la conducción de Marcelo Tinelli, y el voluminoso carnicero se jactaba de haber bajado unos kilos. Samid no le temía a nada. También desafió al ajedrecista Anatoly Karpov a unas partidas simultáneas, luego de lo cual se jactó de que hizo "tablas" con el ex campeón del mundo, aunque las malas lenguas dijeron luego que hizo trampa.

El Rey de la Carne, como se lo conocía por el nombre de su cadena de carnicerías en el conurbano, también tuvo un cargo en el Mercado Central.

Sus negocios frigoríficos le valieron una denuncia de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) por evasión impositiva y el Tribunal Oral en lo Penal Económico 1 ordenó su detención por no asistir a las audiencias del juicio oral. Como dirigente peronista, fue diputado provincial entre 1987 y 1991, cuando fue electo por el Frente Justicialista de Renovación, liderado por Raúl Othacehé. Cuando comenzaba 2014, Scioli lo designó vicepresidente en la Corporación Mercado Central.

"Voy a sacar el Mercado Central a la calle, Tengo orden del gobernador (Scioli) de llevar el Mercado a todas partes", anunció por entonces.

El último incidente televisivo de Samid ocurrió en medio de un debate sobre los cortes de luz y las tarifas en Crónica TV. Alfredo Olmedo lo increpó y le dijo: "Me amenazó de muerte, la señal fue clara. 'Yo a usted le voy a cortar la cabeza', me dijo". Olmedo lo había acusado de no pagar impuestos. Entonces Samid lo cruzó: "Estamos hablando políticamente y el señor se mete en un tema personal. Usted no paga impuestos. ¿Qué tiene que meterse en lo personal?". Luego terminaron pidiéndose disculpas y se dieron la mano.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.