El juez Bento promete resolver "en 24 horas" el pedido de excarcelación de Alejandro Vandenbroele

El magistrado mantuvo un encuentro con el presunto testaferro de Amado Boudou, detenido en Mendoza; "Una vez que tenga los antecedentes, se correrá vista fiscalía y resolveré en el plazo de 24 horas", dijo
(0)
23 de febrero de 2015  • 11:09

El juez federal con competencia en Mendoza, Walter Bento, le notificó al presunto testaferro del vicepresidente Amado Boudou , Alejandro Vandenbroele , sobre el requerimiento de la justicia uruguaya para que sea extraditado.

LA NACION informó en su edición de hoy que Vandenbroele, que está detenido desde el viernes pasado, tiene tres opciones. Acceder al pedido de la justicia uruguaya, que lo investiga por presunto lavado de dinero, y ser extraditado de inmediato. También podría rechazar el requerimiento y esperar una definición por parte del juez Bento. O podría solicitar que se lo juzgue en la Argentina por los delitos que se le imputan en Uruguay.

"La extradición se va a tramitar en el juzgado pero no puedo adelantar lo que se vaya a resolver", dijo Bento, en diálogo con los medios.

El presunto testaferro de Boudou continuará detenido en la sede de los tribunales federales de Mendoza hasta que el juez resuelva el pedido de excarcelación que realizó su defensa esta mañana.

"Una vez que tenga los antecedentes, se correrá vista fiscalía y resolveré en el plazo de 24 horas", indicó.

Asimismo, el juez debe recibir un informe de la Cancillería sobre la petición de las autoridades uruguayas, que le enviará el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi.

La situación de Vanderbroele

Vanderbroele fue detenido en Mendoza por requerimiento de la Justicia uruguaya, que lo investiga por presunto lavado de dinero y maniobras supuestamente ilegales de transferencia de fondos a través de una firma radicada en el vecino país.

La investigación en el vecino país comenzó hace casi tres años por parte de la Unidad de Información y Análisis (UIAF), que depende del Banco Central de Uruguay (BCU), por una transferencia sospechosa de US$ 620.000 en favor de The Old Fund (que maneja Ciccone, rebautizada Compañía de Valores Sudamericana) a través de la firma Dusbel SA.

Esa compañía solamente había hecho transferencias muy menores, que no habrían superado los 10 mil dólares, y por eso las autoridades orientales pusieron la lupa en el empresario.

Interpol buscaba a Vandenbroele en todo el país a pedido de la Justicia uruguaya, donde el juez contra el Crimen Organizado, Néstor Valetti, pretende indagarlo desde hace más de un año por presuntas operatorias de lavado de activos, pero ex abogado monotributista nunca se presentó a declarar.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.