Aunque con diferencias, las dos CGT irán al paro

Será por 24 horas el próximo jueves
(0)
6 de diciembre de 2001  

A pesar de que los dirigentes de las dos CGT coincidieron ayer en llamar a un paro general para el próximo jueves, el encuentro realizado en el Sindicato de Luz y Fuerza generó más diferencias que puntos en común y estuvo centrado en la oportunidad de convocar a una medida de fuerza.

La central sindical rebelde de Hugo Moyano no sólo no modificó el día de la protesta, sino que supeditó una ampliación de la medida a lo que decida hoy el plenario de dirigentes que se realizará en la Unión Tranviarios Automotor (UTA). Allí se podría definir una movilización para ese mismo jueves a la Plaza de Mayo o, incluso, extender la huelga a 36 horas.

Al mismo tiempo, los gremios que responden a Moyano, como los judiciales y dragadistas, y otros de la CGT de Rodolfo Daer, como la Asociación Bancaria, harán hoy, a las 14.30, un "acto contra la usura" en la esquina de Bartolomé Mitre y Florida, de esta capital.

El dirigente judicial Julio Piumato reaccionó ante LA NACION porque Daer, el titular de la central dialoguista, salió a anunciar "con bombos y platillos" la medida de fuerza después del encuentro sindical cuando -según explicó- "los Gordos (principales gremios de esa central) querían postergar cualquier decisión y que lo definiéramos el martes próximo". Ese día estaba previsto un plenario con Moyano y Daer.

Sin embargo, el líder de la CGT dialoguista restó importancia a las diferencias suscitadas con Moyano y destacó que la jornada nacional de protesta de 24 horas es una posibilidad concreta desde antes de concurrir a la reunión con la CGT rebelde. A su vez, Daer aseguró: "Vamos a conversar con todos los sectores sociales para que nos acompañen" en la protesta. Aunque admitió que la CGT que conduce no auspicia la movilización.

Sin artilugios, el titular de la Unión Personal Civil de la Nación (UPCN), Andrés Rodríguez, de la CGT dialoguista, descartó que su postura fuera desatender la huelga, aunque consideró que "en un momento muy sensible, un paro no podía ser mal interpretado como un intento de acelerar el proceso electoral, sino como el legítimo reclamo de defender la intangibilidad del salario. Lo que queríamos era darle una determinación orgánica a esta decisión con un nuevo encuentro con la CGT Moyano", dijo a LA NACION.

Igualmente, Daer quiso despejar cualquier tipo de duda con el anuncio de que el jueves los gremios que agrupa irán al paro convocado.

Todo indica que el encuentro de los jefes sindicalistas de la central dialoguista se realizará hoy.

Uno de los presentes en la reunión de Luz y Fuerza, el mercantil Armando Cavalieri, informó que su gremio acompañará a los empresarios del sector de Comercio en la protesta prevista para el lunes 17 del actual. "Habrá movilizaciones, apagones, cacerolazos y hasta se puede llegar a la toma de bancos", dijo un exultante Cavalieri después de informar sobre la memoria y el balance de su sindicato en un congreso realizado en Parque Norte.

Cavalieri criticó al ministro de Economía, Domingo Cavallo, a quien acusó de "improvisar" y "perder el control de la economía argentina". También dijo: "Los mismos buitres que él inventó son los que lo llevan a su rotundo fracaso".

Además, el sindicalista mercantil destacó que la restricción al efectivo es una medida "de neto corte autoritario".

En tanto, otras voces de la CGT de Moyano ratificaron la desconfianza en las negociaciones con la central de Daer. Incluso evidenciaron sus intenciones para que las dos CGT se vuelvan a reunir con el presidente Fernando de la Rúa. "Lo rechazamos", dijo el dirigente Juan Carlos Schmid, quien además definió el intento de entendimiento como "un parto".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.