Axel Kicillof no cede con la suba del impuesto inmobiliario rural y el campo reactiva las protestas

El gobernador bonaerense aceptó modificar el proyecto oficial en otros rubros, pero no en el vinculado a los productores agropecuarios
El gobernador bonaerense aceptó modificar el proyecto oficial en otros rubros, pero no en el vinculado a los productores agropecuarios Fuente: LA NACION
María José Lucesole
(0)
7 de enero de 2020  • 11:47

LA PLATA.- La suba en el impuesto inmobiliario rural de hasta el 75 por ciento no fue modificada en el proyecto de ley impositiva 2020 que se tratará mañana en la Legislatura bonaerense. Así, el gobierno de Axel Kicillof no cedió por ahora en su iniciativa original a pesar de las reuniones con intendentes opositores y los pedidos de los productores rurales.

Moderar la suba -a no más del 55 por ciento- fue parte de los pedidos que realizó Juntos por el Cambio en un borrador al que tuvo acceso LA NACION. Fue parte del reclamo de los productores agrarios que se reunieron con el gobierno.

Pero quedó finalmente afuera del acuerdo al que estaría a punto de llegar el gobierno y la oposición, lo que siembra dudas sobre lo que podría suceder mañana en la Legislatura.

"En el impuesto inmobiliario rural solo 211 propiedades de más de 2000 hectáreas pagaría un aumento de más del 75 por ciento. Fíjense que más de 2000 hectáreas son valuaciones fiscales de millones de pesos. Esos propietarios no tienen ningún problema en pagar los aumentos. Luego el 90 por ciento de los propietarios pagan un incremento de menos de 5000 pesos por año, que se puede pagar en cinco cuotas o con quita del 20 por ciento que se paga todo junto", explicó el ministro de la Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica, Augusto Costa.

De este modo, Costa desmintió que sean 2000 los productores alcanzados por las subas más altas, tal como se había informado desde las entidades vinculadas al campo.

Las explicaciones oficiales, al parecer, no conformar a los productores rurales: se desarrolla hoy un tractorazo en contra de las suba del inmobiliario urbano en Pergamino. El eje de esa protesta son las retenciones al campo, a lo que se suma el alza impositiva.

Hay un tractorazo de protesta en Pergamino
Hay un tractorazo de protesta en Pergamino Fuente: LA NACION - Crédito: Marcelo Manera

"No hay modificaciones y hoy hay protesta en Pergamino- dijo Carlos Achetoni de Federación Agraria-. Esta bien que se escalone el pago. El problema es que casi todos nuestros productores quedan en el rango del 55 por ciento, que si bien es el proceso inflacionario con el aumento de retenciones y y el incremento que supone la doble paridad cambiaria agrava la posibilidad de tener rentabilidad", aseguró.

Otra punto de reclamo es Saliqueló, donde los productores pidieron mayor solidaridad al poder político.

El sábado 18 habrá una nueva asamblea de productores rurales en Pergamino, se informó desde Carbap a La Nacion.

Desde el gobierno de Kicillof se explicó la lógica de mantener el alza impuesto, que a su entender es progresivo.

"Es razonable que propiedades valuadas en millones de dólares tengan que pagar un aumento del 75 por ciento, que en términos reales es del 12 por ciento si se resta la inflación que fue del 55 por ciento", expresó Costa.

El propio Kicillof aseguró que en la segmentación de los propietarios rurales, según el tamaño y valor de las propiedades, "se garantiza que el impuesto sea en términos reales menor al del año pasado para quienes tienen menor capacidad contributiva.

Por tanto esta escala no fue modificada.

El inmobiliario urbano

En la negociación entre el oficialismo y la oposición sí se tomaron en cuenta fuertes correcciones en el inmobiliario urbano: de acuerdo a la nueva escala, la suba del 75 por ciento que antes alcanzaba a 680.000 contribuyentes ahora comprendería a la mitad de esos propietarios. Serían solo aquellos que tengan propiedades de valor de mercado de más de 300 mil dólares.

Además también se achicaría el universo de los contribuyentes al inmobiliario urbano, que tendrían un alza del 55 por ciento: alcanzaría 13.000 propietarios. La mayoría de los contribuyentes tendría una suba del 35 por ciento. En tanto que las propiedades más baratas tendrían un alza del 15 por ciento, según se acordó.

Bajaría la presión sobre ingresos brutos a las Pymes, a la producción de remedios y a los operadores en puertos, como publicó hoy LA NACION.

Hoy habrá una nueva ronda de negociación liderara por el jefe de Gabinete, Carlos Biaco, y la ministra de Gobierno, Teresa García, con presidentes de las Cámaras de Senadores y Diputados y presidentes de los bloques políticos para intentar votar la ley mañana.

El borrador del Frente de Todos insiste, por ahora, en cobrar impuestos a los que más tienen. "Nosotros queremos que los que están mejor paguen más. Y que los que tienen menos paguen menos. Queremos que la oposición nos diga si está defendiendo a los sectores más ricos de la provincia para que pague menos impuestos y eso implica perjudicar a los que menos tienen", desafió Augusto Costa.

María José Lucesole

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.