Bielsa sabe que pagará un costo por su informe

De la Rúa puede echarlo por decreto
(0)
21 de octubre de 2000  

Rafael Bielsa, el síndico general de la Nación, sabe que ahora irán por él.

Tiene claro que caminará por la cuerda floja después de que Fernando de Santibañes, titular de la Secretaría de Inteligencia del Estado (SIDE), deje el Gobierno impulsado por un informe que confeccionó su equipo de auditores y detectó que el amigo y confidente del Presidente desvió fondos del organismo.

El presidente Fernando de la Rúa nombró por decreto a Bielsa y puede removerlo de la misma forma. Hoy, mañana o cuando lo crea oportuno.

Y eso no lo pierde de vista, por estas horas, el jurista frepasista que llegó a la Sindicatura General de la Nación (Sigen) gracias al impulso del ex vicepresidente Carlos "Chacho" Alvarez y perdió apoyo político con la salida de éste del Gobierno.

Bielsa tampoco descarta que en el futuro haya amenazas, operaciones de prensa y denuncias en su contra, dijeron dos cercanos colaboradores.

Ayer, no más, su madre, que vive en Rosario, recibió una llamada en la que una voz anónima le advertía que su hijo había sufrido un accidente. Algo, por cierto, absolutamente falso.

La intimidación igual consiguió su cometido e inquietó a los allegados al funcionario.

El hermano del síndico general y entrenador del seleccionado argentino de fútbol, Marcelo Bielsa, se preocupó ayer por la tarde por la salud de su hermano y lo llamó desde un campo para asegurarse de que todo estaba en orden, contó un hombre muy cercano al síndico.

Ayer, no más, Santibañes lo denunció penalmente por "violar secretos de Estado y haber utilizado información de delincuentes" al realizar el informe que descubrió que 22 millones de dólares, que habían sido declarados como gastados en sueldos, en realidad estaban en una cuenta sin control para ser utilizados en otra cosa.

Bielsa y su equipo seguirán investigando, dicen que ahora más que nunca. No admite confrontar públicamente con Santibañes y en privado jura y perjura que hubiera preferido que las cuentas de la SIDE estuvieran en orden.

Aunque todos lo consideren el ganador de una pelea en la que hubo varios perdedores, Bielsa sabe que no le saldrá gratis la salida de Santibañes del Gobierno.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.