Bullrich y Lifschitz buscan acordar un plan de seguridad para Santa Fe

Se agilizaron las gestiones luego de la protesta en Rosario para exigir más garantías; apuestan a desmantelar las bandas que manejan el negocio de la droga y se enviarían más gendarmes
Germán de los Santos
(0)
6 de septiembre de 2016  

ROSARIO.- La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich , y el gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz , mantienen negociaciones para arribar a un acuerdo sobre un plan de seguridad en esta provincia, luego de la ola de violencia asociada al narcotráfico que generó una multitudinaria manifestación en Rosario el 25 de agosto pasado.

Bullrich, junto con otros funcionarios del ministerio, se reunió hace una semana con el mandatario santafesino y la intendenta de Rosario, Mónica Fein. La respuesta que se llevó Lifschitz de los funcionarios fue mucho más dura de lo que esperaba. "Hay que ir al hueso, aunque duela. No queremos más parches", le respondieron.

En Seguridad pretenden poner en marcha un plan "integral" de seguridad urbana con fuerzas federales , pero que el manejo operativo esté a cargo de un comité de crisis integrado por funcionarios nacionales. Ese punto es el que genera mayor tensión, y ahí se centraban las negociaciones, aunque se coincide que el programa de seguridad debe ser a mediano plazo. Se pretende marcar una diferencia con lo que ocurrió durante la gestión de Sergio Berni, cuando desembarcaron unos 2.400 gendarmes en Rosario en abril de 2014 y en mayo del año siguiente, pero a los pocos meses se replegaron. "Estamos planteando un plan estructural. Esta provincia Fe tiene un problema puntual: posee dos de las tres ciudades con la tasa de homicidio más grande de la Argentina, que son Rosario y Santa Fe. Esto tiene que ver con la disputa territorial de las bandas para manejar el negocio narco", señaló Eugenio Burzaco, secretario de Seguridad de la Nación.

Lifschitz recibió un borrador del plan de seguridad el viernes pasado y lo analizó durante el fin de semana. Realizó algunas correcciones y lo volvió a enviar a Seguridad. El mandatario se reunió ayer con legisladores nacionales de todos los partidos para transmitir el avance de las tratativas con la Nación y les pidió a los diputados y senadores que impulsen la creación de un juzgado federal en Rosario, donde existen sólo dos desde 1979.

"El objetivo es desmantelar las organizaciones narco que provocan desde hace tiempo una espiral de violencia y una economía del delito que ha crecido durante los últimos años, y que en muchos casos asociada a la policía de Santa Fe", señalaron las fuentes de Seguridad.

Por su parte, Bullrich conversó sobre este plan ayer con el ministro de Interior, Rogeli o Frigerio, en un encuentro reservado.

Según el diagnóstico, la policía santafesina es parte esencial del problema del narcotráfico. No se lo plantea como un engranaje atado a la connivencia con el delito, sino que va más allá. Sectores de la fuerza son parte del negocio, con una relación que ha logrado perforar las estructuras políticas. La diputada Elisa Carrió denunció públicamente estos lazos desde hace tiempo.

El intendente de Santa Fe, José Corral, quien ya ubicó un lugar en la ciudad para alojar a los gendarmes, consideró que "hay que reformar la institución policial y cambiar leyes".

Una relación de idas y vueltas

La relación entre la gestión de Lifschitz y de Cambiemos no arrancó bien. Más allá de las diferencias ideológicas, el vínculo se embarró en enero pasado con la polémica que estalló tras las idas y vueltas sobre la captura de los tres prófugos Martín y Christian Lanatta y Víctor Schillaci en el norte de Santa Fe.

El gobernador no tiene mucho margen en la negociación con el ministerio, frente a una crisis que ganó la calle. El lugar que ocuparon 20.000 personas que se "pusieron de pie" frente a la ola de violencia no quedará vacante. El jueves habrá una nueva marcha en Rosario, que se replicará en la capital provincial.

Con una tasa de 12,2 homicidios cada 100 mil habitantes en 2015, Santa Fe duplica la media nacional de 6,6, según el Informe del Sistema Nacional de Información Criminal (SNIC).

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.