Cardoso: "Hay que ayudar a la Argentina"

Destacó que no hay ruptura democrática
(0)
21 de diciembre de 2001  

SAN PABLO.- "Ahora más que nunca hay que ayudar a la Argentina", afirmó ayer el presidente brasileño, Fernando Henrique Cardoso, en una de sus primeras declaraciones tras conocerse la renuncia de su par argentino, Fernando de la Rúa.

"Lo importante es que no estamos ante una ruptura democrática", destacó Cardoso en Montevideo, adonde llegó anoche para asistir a la Cumbre del Mercosur. "Brasil tuvo otros presidentes que renunciaron y otros que sufrieron impeachment , y sin embargo salimos adelante", había dicho previamente, a través de un vocero. Luego, desde Uruguay, intentó, si es que era posible, quitarles tensión a los acontecimientos. "El proceso del Mercosur es un proceso irreversible, que continuará sea con De la Rúa o con algún futuro líder que los argentinos sabrán elegir", dijo.

Durante el día, el gobierno brasileño había elevado mensajes de solidaridad por la crisis de su principal socio y vecino, pero su cúpula había dedicado el día a aclararle al mundo que "Brasil no es la Argentina".

"Hay que verificar que nosotros estamos discutiendo aumentos de salarios y reducción de costos, mientras que otros países (en una tácita y obvia referencia a la Argentina) están discutiendo reducción de salarios", había dicho a media tarde Cardoso. Especulando con la campaña electoral que comienza a ponerse en marcha en Brasil, el presidente afirmó: "En mis manos Brasil nunca llegará a una situación de este tipo, de discutir reducción de salarios". Cardoso evitó detallar sus opiniones sobre la situación argentina o sobre la renuncia del ministro Domingo Cavallo, considerado aquí "el mayor enemigo del Brasil y el Mercosur", pero conmemoró que "el mercado (brasileño) reaccionó bien".

Luego, una nota oficial de la cancillería de Brasil había informado que Cardoso estaba manteniendo contactos frecuentes con De la Rúa. "En este momento difícil, la Argentina cuenta, como siempre, con la decidida solidaridad y apoyo del Brasil".

Temor por Flamengo

A las 21, en Brasil, cuando la noticia de la renuncia comenzó a circular en forma oficial, los medios irrumpieron con el anuncio: "Renuncia De la Rúa". El Jornal Nacional, de la TV Globo, el programa de más audiencia, le dedicó 80% de su espacio a la crisis argentina. Casi 50 millones de personas detuvieron sus actividades para ver las imágenes de desmanes en la Plaza de Mayo, calificadas como "una batalla campal" por los periodistas locales. Desde el 11 de septiembre, los medios no se habían concentrado de forma tan unánime en un solo tema.

El desarrollo de la crisis llegó a reflejar paranoia en algunas coberturas. "Por causa de la venta de productos brasileños, el pueblo argentino ve al Brasil como un enemigo y puede intentar alguna cosa contra la delegación del Flamengo", anunciaba el canal GloboNews, en relación a los futbolistas brasileños que debían haber jugado la final ante San Lorenzo de la Copa Mercosur. Flamengo, incluso, anunció que prefería dividir el título antes que jugar en suelo argentino.

Lagos lo lamentó

  • MONTEVIDEO (DPA).- El presidente chileno Ricardo Lagos lamentó ayer la renuncia del presidente Fernando de la Rúa y abogó por que nuevo gobierno encuentre un programa adecuado. Desde Montevideo, el mandatario calificó como "una noticia lamentable para América latina" la dimisión de su colega argentino. "Lo importante ahora es que las instituciones funcionen bien", afirmó.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.