"Cavallo creó inseguridad"

Ibarra y Felgueras cambiaron su estrategia de indiferencia por la de ataque
Ibarra y Felgueras cambiaron su estrategia de indiferencia por la de ataque
(0)
26 de marzo de 2000  

Frente al avance hiperkinético de Domingo Cavallo, la Alianza ha cambiado su estrategia de campaña. Sus candidatos para la elección porteña, Aníbal Ibarra y Cecilia Felgueras, emprendieron ayer un ataque frontal contra el ex ministro de Economía que hasta ahora habían evitado.

"Cavallo es culpable de la inseguridad en la ciudad de Buenos Aires porque durante su gestión al frente del Ministerio de Economía se triplicó la desocupación en la ciudad de Buenos Aires, y ésa es una de las causas que crea inseguridad", afirmó Ibarra a La Nación , en el primer reportaje conjunto con Felgueras desde su proclamación como fórmula.

La teoría más elemental sobre campañas políticas dice que ataca el que más arriesga el triunfo. El puntero en las encuestas suele evitar el tono agresivo, porque suena defensivo. Por esta última opción transitaba la Alianza hasta ahora, pero el repunte de Cavallo y su compañero de fórmula, Gustavo Beliz, forzó la nueva estrategia.

La excusa fue una pregunta sobre la seguridad, que Ibarra ha convertido en eje de su discurso de campaña.

-¿Cuál es su evaluación sobre el affaire Rico, luego de las disculpas de éste al Presidente?

Ibarra: -Un hecho tan grave no puede resolverse con una disculpa. Rico tiene una función de altísima responsabilidad en la provincia de Buenos Aires, lo designó Ruckauf al frente de la seguridad, y para salvarse de su vinculación con Castillo pretendió con una mentira involucrar al Presidente. Rico debe renunciar, más allá de las disculpas. Ruckauf debió haberle pedido la renuncia. El que tiene que pedir disculpas es Ruckauf, que se equivocó al haberlo nombrado.

-¿No cree que alguna vez, durante la campaña, se ha dejado correr por derecha en el discurso sobre seguridad? ¿Evalúa el riesgo de que eso ocurra?

Ibarra: -Jamás nos vamos a subir a una espiral a ver quién dice las cosas más duras. En esa espiral podrá subir, como subió, Ruckauf, con expresiones como meter bala a los delincuentes. Podrán subir otros. No yo. He dicho que no imagino una policía sin atribuciones para combatir el delito, pero eso no significa un cheque en blanco para el abuso o el gatillo fácil. Esas atribuciones surgen de la ley y se trata de aplicarla con firmeza. El tema no se resuelve creyendo que con la modificación mágica de un artículo se transforma la realidad. La inseguridad no se resuelve con autoritarismo. Se resuelve con firmeza, con decisión y con la ley en la mano. Es cierto que al progresismo le costó siempre asumir el tema de la seguridad, pero esto es algo que yo personalmente y todos los dirigentes de la Alianza hemos asumido hace tiempo.

El empleo tiene que ver también con la seguridad. Cuando hablamos de generación de decenas de miles de puestos de trabajo estamos apuntando a hacer una ciudad más segura. Cavallo es culpable de la inseguridad en Buenos Aires porque durante su gestión en Economía se triplicó la desocupación en Buenos Aires y es una de las causas que ha llevado a esta situación de inseguridad. Cavallo y Beliz ya gobernaron esta ciudad. Pertenecieron al gabinete de Menem cuando el intendente era un delegado del gobierno nacional. Este gobierno que nosotros defendemos y vamos a continuar y mejorar recuperó más de cien hectáreas de espacios verdes para la ciudad. El menemismo, siendo Cavallo ministro de Economía, entregó esos espacios verdes. Ellos quebraron el Banco Ciudad, tenían una deuda fabulosa cuando se fueron de esta ciudad, estaba prácticamente en quiebra la ciudad. Es decir, no sólo pertenecemos a una gestión exitosa y sobre esa base estamos proyectando nuevos objetivos, sino que además es una disputa con el pasado, que ya estuvo en la ciudad de Buenos Aires.

Encuestas

Ibarra y Felgueras aseguraron que sus previsiones siguen siendo un triunfo en la primera vuelta electoral del 7 de mayo próximo, aunque Ibarra admite el crecimiento del rival. "Sumaron al unirse. Beliz tenía 16, 17 puntos;Cavallo, 26, 27. La unión hace que suban", aceptó.

-Pero cuando ocurrió esa alianza ustedes decían que no iba a ocurrir una suma, que la política no es aritmética, que ellos iban a perder votos.

Ibarra: - Hay encuestas que dicen una cosa y otras que dicen otra. No soy un obsesivo de las encuestas, pero hubiera sido necio pensar que su unión no iba a significar un acercamiento. Va a ser una elección muy polarizada, pero estoy convencido de que se define en la primera vuelta.

Felgueras: - Tenemos encuestas que dan que no va a haber ballottage. La verdad es que no estamos encargando por ahora encuestas, hasta una que vamos a encargar la semana que viene, y ahí tendremos una medición.

Ibarra insistió en que no creía en las encuestas. Felgueras aclaró que ella sí. Fue el único desacuerdo en la hora que duró la entrevista. El esfuerzo de la candidata por no contradecir a su acompañante era evidente; parecía incómoda en su papel de segunda o, quizás, en el de candidata.

Está allí en nombre de Fernando de la Rúa, llevando el respaldo del Presidente a la fórmula. Su presencia junto a Ibarra es la confirmación del proceso de "nacionalización" que ha sufrido la campaña, un proceso que se acentuará en las próximas semanas, con una presencia más evidente de Carlos Alvarez y De la Rúa.

Ibarra: - Nuestra oferta de continuidad no es un acto de oportunismo. Es una convicción, porque así como muchas veces a los candidatos les resulta cargar con una mochila el ser oficialistas, para nosotros es lo contrario. Estamos marcando la continuidad de una gestión exitosa en la ciudad y ser oficialismo del gobierno nacional es una ventaja, tanto más frente a candidatos como Cavallo y Beliz, que compartieron el gabinete con Menem. Cavallo fue el funcionario de Menem que más perjudicó a esta ciudad.

Felgueras: -Nadie decide si una elección se nacionaliza o no. La gente evalúa lo que le interesa como le interesa, y va a elegir por muchísimas razones, más allá de la voluntad de uno. Otra pregunta que me haría es si alguien puede creer en serio que Cavallo lo quiere ayudar a De la Rúa. En lo personal, voy a tomar todos los consejos que De la Rúa me da para esta campaña, que por suerte son muchos. De la Rúa no sólo va a ser un gran presidente, sino que es un gran político; para nosotros es un orgullo ser oficialistas. Y todo lo que Carlos Alvarez le pueda aportar a la campaña también es muy valioso.

Cómo vender un pasado de fiscal federal

De todas las ideas disponibles, Aníbal Ibarra eligió la de su pasado como fiscal federal para definir su oferta electoral. Los afiches de la Alianza que cubren la ciudad con su cara lo presentan así, y el tema casi excluyente de su campaña es la seguridad.

-El slogan de su campaña es "Un fiscal para la ciudad". Cavallo dijo que con mucho gusto, si ganaba la elección, le ofrecía la jefatura de los fiscales de la ciudad.

-Ya van varios cargos que me ofrece Cavallo. Desconoce la Constitución hasta en las chicanas que quiere hacer. Me ofrecía también el cargo de ombudsman, que es una decisión legislativa, y además ya hay un ombudsman designado por un tiempo determinado de acuerdo con la Constitución. Ahora dice lo de los fiscales: también hay un fiscal designado por siete años por la Constitución y por la Legislatura. Antes de hacer chicanas, le diría que leyera la Constitución para no cometer errores.

-Pero, ¿por qué un fiscal para la ciudad? Algunos en la Alianza critican ese slogan, dicen que un fiscal no administra ni gestiona.

-Esto está referido al tema central de la seguridad y recoge los dos sostenes que tenemos para esto: la idea de firmeza y la ley. La imagen del fiscal no es traída de contramano:yo fui fiscal federal varios años, con todo lo que eso significa de experiencia para abordar esta problemática desde la Jefatura de Gobierno. Es un lugar de un funcionario que está en la ley, que surge de la ley, desde el Poder Judicial, y es un funcionario que actúa en la persecución del delito y con firmeza.

La enviada de De la Rúa a la ciudad

Cecilia Felgueras presenta su pasado reciente de funcionaria porteña y su relación de confianza con Fernando de la Rúa como sus principales capitales para la elección porteña. Su tercer capital es la intervención en el PAMI, que conduce, pero no se refirió a él ni una sola vez durante la entrevista.

-Si Ibarra es el fiscal para la ciudad, ¿qué viene a ser usted?

-Me parece que lo que podemos hacer juntos es garantizar una mejor calidad de vida. Una de las preocupaciones básicas es el empleo. Vamos a estimular las industrias emergentes, que están en condiciones de generar 180.000 puestos de trabajo en los próximos años. Se han dado muchos pasos, pero hay muchos más para dar y eso significa no sólo un beneficio para la ciudad sino para el resto del país. Las políticas sociales se van a reforzar.

Felgueras fue secretaria de Promoción Social de De la Rúa en la ciudad.

"Hace cuatro años la ciudad estaba terriblemente endeudada y era imposible pensar en políticas impositivas innovadoras o que tuvieran que ver con desgravación de impuestos para estimular la inversión. Otro de los temas es la resolución de los pequeños problemas de los vecinos, que también era imposible de pensar hace cuatro años. Hoy, los problemas de bacheos, de luces, los resuelven los centros de gestión y participación, que no existían y hoy hay 16. Vamos a profundizar la descentralización, incluso repensando algunas áreas de gobierno, como la de Obras Públicas, para hacer más potentes las grandes obras como subtes, hacer más rápida la recuperación de espacios verdes."

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.