Clínicas y sanatorios privados piden "libertad y derecho de abstenerse" a practicar abortos