Confirman la apelación ante la Corte y tribunales internacionales