Rumbo a 2011. Convocada por Stolbizer, la oposición reclamó diálogo