Crece la disputa entre Juez y el radicalismo

La UCR irá a la justicia electoral para que el senador desista de su doble candidatura
Gabriela Origlia
(0)
30 de julio de 2015  

CÓRDOBA.- La interna desatada en la alianza cordobesa entre el macrismo, el juecismo y el radicalismo por la decisión de Luis Juez de competir por la intendencia de Córdoba capital en dupla con Olga Riutort llegará a la justicia electoral.

El Comité Provincia de la UCR anticipó que se presentará al organismo federal para reclamar que se deje sin efecto la doble postulación del actual senador. Al partido no le alcanza la declaración periodística de Juez de que su renuncia a la candidatura a senador está ya en manos de un escribano.

"Ha burlado en su buena fe al electorado al presentarse a dos candidaturas simultáneas, de distinto orden; eso configura un engaño" a la ciudadanía, sostiene la conducción del radicalismo en un comunicado.

En ese contexto, lo "exhortó" a bajarse de la postulación nacional y no insistir con la renuncia ante un escribano que "no tiene ningún valor jurídico" hasta tanto no se deje expresamente asentada la renuncia en sede electoral.

En el escenario revuelto, Pro intenta mantener cierto equilibrio, aunque su presidente a nivel provincial, Javier Pretto, reconoció que la situación "no es fácil", ya que mientras Juez ratifica que su candidato es Mauricio Macri, Riutort deja en claro que no es el suyo.

El martes a la noche en el primer acto público de la fórmula para la intendencia, Juez reclamó a la militancia del Frente Cívico que mantenga el compromiso de fiscalizar las PASO y "cuidar los votos de Macri".

A su vez, el otro socio de la alianza, Ramón Mestre -quien va por su reelección acompañado por el macrista Felipe Lábaque-, empezó a empapelar la ciudad con carteles donde sólo aparece la UCR como sostén de su candidatura. Ni el líder de Pro, que el domingo festejó en Villa Allende con Eduardo "Gato" Romero, ni los colores amarillos están en los afiches.

Macri visitó a Carrió en su casa

  • Fue el primer encuentro cara a cara tras el ajustado éxito de Horacio Rodríguez Larreta en la ciudad. Elisa Carrió interrumpió su descanso después de haber recorrido "ocho provincias en cinco días" y recibió en su casa a Mauricio Macri para almorzar. El jefe de Pro llegó al departamento de Lilita solo. Se fue una hora después.
  • Comieron carne al horno con papas y un dulce árabe tradicional de postre. Hablaron de la elección porteña y de las PASO. Acordaron que el domingo de la interna pasarán la tarde cada uno por su lado (igual que Ernesto Sanz) y que se juntarán en Costa Salguero cuando el escrutinio esté avanzado y se vislumbre un ganador.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?