Crisis en Bolivia: Cambiemos acuerda una posición común en el Congreso, pero evita calificarla de golpe de Estado

Mario Negri, presidente del interbloque oficialista en Diputados, negoció un texto común entre Pro, la UCR y la CC
Mario Negri, presidente del interbloque oficialista en Diputados, negoció un texto común entre Pro, la UCR y la CC Fuente: LA NACION - Crédito: Hernán Zenteno
Laura Serra
(0)
13 de noviembre de 2019  • 12:50

Después de un intenso debate interno entre la UCR, Pro y la Coalición Cívica, los bloques de Cambiemos en el Senado y en la Cámara de Diputados fijaron una posición común sobre la crisis institucional en Bolivia en un texto que llevarán esta tarde a las sesiones especiales convocadas en ambas cámaras por el peronismo.

A diferencia del peronismo kirchnerista, los bloques de Cambiemos evitaron calificar de "golpe de Estado" lo sucedido en Bolivia. En su texto, acordaron en cambio repudiar los "ataques contra el sistema democrático" sufridos por el vecino país, como así también "las condenables intervenciones policiales y militares en el proceso político".

Asimismo, los diputados y senadores oficialistas cuestionarán las irregularidades cometidas durante el proceso electoral, tal como lo denunció la OEA, que desataron la crisis institucional que hoy vive Bolivia y que derivó en la renuncia del ahora expresidente Evo Morales.

Por esa razón, en el texto los legisladores de Cambiemos acordaron repudiar "las gravísimas alteraciones a la voluntad popular que desembocaron en el anuncio de una nueva convocatoria a elecciones presidenciales". En el mismo párrafo, expresaron su rechazo a "cualquier golpe contra la democracia y todo tipo de violencia, apoyando las autoridades constitucionales y la alternancia democrática" al tiempo que abogan "por el inmediato restablecimiento pleno del Estado de Derecho que garantice la paz en el pueblo de Bolivia a través de la convocatoria y realización de elecciones con total transparencia y la vigencia irrestricta de sus normas constitucionales".

El texto demandó varias horas de debate interno ante las diferencias que la crisis de Bolivia generó dentro de la coalición oficialista. Mientras el gobierno de Mauricio Macri insiste en mantener la prudencia y evitó de calificar de "golpe de Estado" lo sucedido en la nación vecina, las distintas voces del radicalismo, en un tono más fuerte, consideraron que el accionar de las Fuerzas Armadas bolivianas provocaron un golpe.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.