Daer y Moyano se entrevistaron con Rodríguez Saá

Acompañados por el senador Luis Barrionuevo, los líderes de las CGT manifestaron que no deben realizar ninguna autocrítica
(0)
23 de diciembre de 2001  • 20:55

Tres de los principales jefes sindicales, Rodolfo Daer, Hugo Moyano y Luis Barrionuevo, se entrevistaron hoy con el presidente Adolfo Rodríguez Saá, tras lo cual expresaron un entusiasta respaldo a su gestión y consideraron que la nueva administración, que durará tres meses, permitirá al país "recuperar la esperanza" y "hacer feliz a nuestro pueblo".

Luego del encuentro que mantuvieron los tres gremialistas con Rodríguez Saá en la Casa de Gobierno, dialogaron con la prensa y anunciaron que el mandatario aceptó ir el próximo miércoles a la sede de la CGT oficial para "hablarle a todos los secretarios generales de cuáles son las políticas que se van a implementar en este corto tiempo, que está orientado a devolver dignidad al pueblo a través de devolver la cultura del trabajo", anunció Daer.

Los tres dirigentes elogiaron el discurso que efectuó Rodríguez Saá en el Congreso, tras ser votado como reemplazante de Fernando de la Rúa, porque "en la inmensa mayoría de la Nación ha creado una inmensa esperanza", opinó Moyano.

"El discurso del presidente a muchos de nosotros y de los argentinos les cayó muy bien porque demuestra que es posible salir de un esquema al que nos tuvieron acostumbrados en los últimos años", resaltó el dirigente camionero.

Por eso, los inicios del gobierno, que durará hasta marzo, "recrea la esperanza de muchos argentinos que estamos seguros de que el presidente va a cumplir con los anuncios que hizo en la Asamblea Legislativa", agregó Moyano, tras lo cual afirmó que a partir de ahora "el peronismo vuelve a recuperar nuestra historia y a hacer feliz a nuestro pueblo".

Con ese optimismo coincidieron Daer y Barrionuevo, el primero de los cuales aseguró que "hoy es el inicio de una etapa distinta" porque en el país "se produjo un punto de inflexión, un antes y un a partir de hoy", opinó.

Luego, el dirigente gastronómico y senador nacional sostuvo que "como millones de argentinos hoy vuelvo a creer, a tener esperanza y estoy convencido", remarcó, que eso permitirá poner al país "en marcha". Por su parte, Daer opinó que el flamante mandatario provisional "blanquea que el país no puede pagar la deuda externa en base al hambre y el empobrecimiento y la violencia", precisó.

El titular de la CGT reivindicó, además, el anuncio sobre el inicio de un "programa para la recuperación de un millón de compañeros fuera del mercado laboral".

Asimismo, indicó que el nuevo gobierno "tiene la clara voluntad política de implementar una red de contención social".

Por otra parte, Moyano respaldó el anuncio referente a la creación de una tercera moneda porque "posibilitaría gradualmente recuperar la competitividad que estos años estuvo ausente".

Al ser consultados acerca de si, tras el estallido social producido el miércoles y jueves pasado en rechazo de la dirigencia política, el sindicalismo había efectuado algún "mea culpa", los tres gremialistas respondieron que no.

"El cacerolazo, la reacción que hubo, es de aquellos que votaron a la Alianza y también al ex ministro de Economía. No tenemos porqué hacer mea culpa, estamos todos los días a la par de la gente", sostuvo Barrionuevo notoriamente molesto.

Tras esa afirmación, el gastronómico responsabilizó a los medios de comunicación de ubicar a los gremialistas como cuestionados por la sociedad.

Fuente: DyN

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.