De la Sota y Massa se reunieron en secreto

Acordaron compartir actos y fijar un plan para los holdouts
Marcelo Veneranda
(0)
27 de junio de 2014  

Los vieron en un restaurante de la Costanera porteña. Juntos caminaron hasta la mesa de ensaladas y, en el trayecto, se dejaron fotografiar con algunos parroquianos. Agua mineral y gaseosa light mediante, almorzaron durante tres horas. Sin comitiva. Solos los dos.

En un nuevo gesto de acercamiento , el diputado y líder del Frente Renovador, Sergio Massa, y el gobernador peronista de Córdoba, José Manuel de la Sota, se reunieron ayer en esta ciudad para continuar construyendo una agenda común de cara a los comicios nacionales 2015. No hicieron ni habrá todavía anuncios de un acuerdo electoral. Pero los gestos se siguen sumando.

Por lo pronto, Massa y De la Sota acordaron reencontrarse, esta vez en público, para los festejos del 9 de Julio que prepara el cordobés. También afinaron algunas coincidencias en las presentaciones que tendrán ante los referentes de la Comisión Episcopal de la Pastoral Social, cita que De la Sota concretaría hoy. Mañana está previsto que lo haga la esposa de Massa, Malena Galmarini, y el intendente de San Martín, Gabriel Katopodis.

El tercer punto de la agenda compartida será la visita a Córdoba de los jefes comunales y legisladores del Frente Renovador, para reunirse con sus pares delasotistas. Será en agosto, en la jornada "Argentina lucha contra la pobreza", y permitirá devolver gentilezas tras la visita a San Fernando de los intendentes y diputados de Unión por Córdoba, el 21 de mayo.

En esa agenda vienen trabajando el ex viceministro de Desarrollo Social de la Nación Daniel Arroyo, por el lado de Massa, y el ministro de Desarrollo Social de Córdoba, Daniel Passerini. El siguiente encuentro, que podría realizarse en la localidad serrana de Alta Gracia, está destinado a reunir a las juventudes del massismo y el delasotismo.

Más allá de esos retoques de agenda, Massa y De la Sota se pasaron la mitad del almuerzo consultando telefónicamente a sus economistas de confianza. Una hora y media buscando ajustar un horizonte sobre el posible desenlace de la puja entre el Estado argentino y los holdouts en los estudios de abogados de Nueva York. Los pronósticos que recibieron no fueron alentadores.

Lo que Massa y De la Sota terminaron acordando fue la elaboración de una propuesta técnica unificada pensada para evitar el default, con la intención de ofrecerla a la Casa Rosada. Falta definir si la vía será el Congreso o una presentación pública con los equipos técnicos.

El trabajo en conjunto de ambos sectores ya se esboza en Diputados, donde el chubutense Mario Das Neves y la bonaerense Graciela Camaño tienen contacto con el cordobés Carlos Caserio, con la idea del federalismo fiscal como cabecera.

Desde ambos frentes remarcaron que la sucesión de encuentros y las coincidencias entre Massa y De la Sota no implican un acuerdo político. "Para construir la agenda del futuro hace falta diálogo que nos permita potenciar coincidencia. Esa debe ser la nueva forma de hacer política", señaló Massa a LA NACION. "Coincidimos en que la Presidenta debería convocar a todos los sectores para encontrar una solución basada en el consenso", escribió De la Sota en Twitter.

Lo cierto es que el acto que compartirán en Córdoba le permitirá a Massa una vidriera para mejorar su proyección política en el centro del país. Lo mismo que sucede con De la Sota cuando es recibido por los aliados del tigrense en sus incursiones por el conurbano, un territorio que nunca logró conquistar.

Ambos tienen el mismo objetivo final. Para eso buscó regresar a la gobernación De la Sota, quien sigue prometiendo que no tiene ninguna intención de enfrentar a Massa en una interna si no tiene chances de ganarla. "No le interesa ser sparring", explicaban desde su entorno en su última visita a San Fernando. Para Massa, ese apoyo podría sumarle puntos vitales entre los electores cordobeses y los del PJ.

Tras el encuentro, Massa corrió a San Isidro, donde anunció junto al intendente Gustavo Posse -uno de sus postulantes para la gobernación- la incorporación de 10 patrulleros y 80 cámaras de seguridad, y la extensión de la red municipal de fibra óptica que las interconecta. Una agenda que, más allá de las alianzas que consiga, se mantendrá firme hasta 2015.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.