Desazón entre los obreros uruguayos