Opinión. Dolor y luto en el corazón