El boletín de La Cámpora en Diputados

Fueron soldados fieles a las necesidades de la Casa Rosada a la hora de votar; dispar performance a la hora de presentar proyectos
Fueron soldados fieles a las necesidades de la Casa Rosada a la hora de votar; dispar performance a la hora de presentar proyectos
Maia Jastreblansky
(0)
16 de octubre de 2014  • 12:15

Los doce diputados de La Cámpora tuvieron asistencia casi perfecta a las votaciones que hubo en la Cámara baja en lo que va del 2014, pero protagonizaron faltazos en grupo cuando hubo reuniones especiales, convocadas por la oposición. A la hora de presentar proyectos, la productividad fue dispar.

Como en cada área del Gobierno en donde la agrupación de Máximo Kirchner hace pie, también en la Cámara baja sus referentes fueron soldados fieles a las necesidades de la Casa Rosada. Todos los votos de los camporistas fueron por el positivo. Es que este año, las sesiones plenarias siguieron el pulso de la agenda oficialista y las iniciativas clave, incluso, fueron enviadas por el Poder Ejecutivo.

Según un monitoreo de LA NACION desde la nueva plataforma de leyes, sobre las 35 votaciones que tuvieron lugar en Diputados, los militantes de la agrupación kirchnerista estuvieron presentes en promedio en más del 95% de los casos.

Igual de coordinados estuvieron a la hora de quitarle apoyo a la oposición: estuvieron ausentes durante las cuatro sesiones especiales convocadas entre mayo y junio, cuando los otros bloques buscaron tratar una baja en Ganancias y derogar el acuerdo con Irán. Ninguna llegó a tener quórum.

A la hora de presentar proyectos y de pedir la palabra en el recinto, las caras más visibles de La Cámpora tuvieron perfiles distintos.

Andrés "Cuervo" Larroque, hombre de peso dentro de La Cámpora y frecuente orador en los actos de la militancia, pidió la palabra en el recinto una única vez durante el debate por el cambio de sede del pago de la deuda, cuando reclamó hacer "una verdadera sesión de la unidad nacional" y le endilgó a la oposición estar "pifiando" por rechazar el proyecto del Gobierno.

El historial de Larroque muestra una baja performance en la presentación de iniciativas propias. En 2011, su año debut, no presentó ninguna. En 2012 presentó un proyecto para bautizar a la Universidad Nacional de Tierra del Fuego como Islas Malvinas, Antártida e Islas del Atlántico Sur. El año pasado hizo cuatro propuestas, entre ellas, la prohibición de avisos con oferta sexual y la modificación del financiamiento de los partidos políticos.

Durante 2014, Larroque fue autor de sólo de dos iniciativas de ley: declarar de interés público la transmisión del Mundial y declarar el Día Nacional de los valores villeros.

En su primer año como diputado nacional, Juan Cabandié faltó solo a dos votaciones. Y se mostró más activo que el "Cuervo". Presentó seis proyectos de ley. Entre ellos, uno vinculado a la defensa al consumidor y otro orientado a modificar la redacción de la ley en la que se consignan los requisitos para transitar en auto. Tras el escándalo que generó el episodio que tuvo con la agente vial en Lomas de Zamora el año pasado, indicó en su iniciativa que es indispensable que el conductor lleve consigo "el comprobante de seguro, en vigencia", justamente eje del conflicto que motivó su recordado exabrupto en plena campaña.

Según las versiones taquigráficas, en el recinto Cabandié pidió la palabra 5 veces. Cuando se debatió el traspaso de la ESMA y otros centros al ámbito de la Nación, defendió la iniciativa oficial a viva voz y reclamó dar "características museográficas a los ex centros clandestinos de detención".

Otra de las caras más visibles de La Cámpora, Eduardo "Wado" de Pedro también faltó sólo a dos votaciones. Y fue autor de nueve proyectos. Entre ellos, la propuesta para indemnizar a los damnificados por la explosión en la fábrica de Río Tercero, que llegó a tratarse en el recinto a principios de julio. También una iniciativa de ley de "armas cero" para destruir con celeridad las armas secuestradas por la Policía.

Mayra Mendoza, la diputada camporista de mayor visibilidad, no tuvo faltazos en las sesiones plenarias y desde su despacho impulsó siete proyectos de ley, entre los que se destacan la modificación del código nacional electoral y la iniciativa por la prevención del juego patológico.

Otros camporistas de menor conocimiento público, como María Luz Alonso, Josefina González, Mauricio Gómez Bull y Martín Pérez estuvieron presentes en el 100% de las votaciones que hubo en el año legislativo. El grupo de los doce se completa con Horacio Pietragalla, Marcos Cleri, Ana Gaillard y Jorge Barreto, siempre fieles a la estrategia kirchnerista en el Congreso.

La militancia también dio el presente en los palcos del recinto: abucheos y silbidos en las exposiciones de los diputados opositores elevaron la temperatura del recinto durante sesiones clave del año legislativo.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.