El caso Ramos Padilla divide al Consejo

El juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla
El juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla Crédito: Facebook
El peronismo y los magistrados son votos claves para definir la ofensiva del oficialismo
Iván Ruiz
(0)
17 de marzo de 2019  

Aunque la denuncia ni siquiera dio aún los primeros pasos, la acusación del Gobierno contra el juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla, ya agrietó el tablero político dentro del Consejo de la Magistratura .

El oficialismo ya hizo público su interés de acusar en un juicio político al magistrado, pero el peronismo y los representantes de los jueces, dos estamentos clave, todavía no se expresaron sobre el caso que tuvo gran repercusión esta semana.

Son votos necesarios para que la iniciativa sea aprobada en el organismo, que requiere una mayoría especial de nueve consejeros para aprobar el jury, una instancia extraordinaria en los últimos años a pesar de que hubo varias sospechas de corrupción entre jueces.

Desde el oficialismo esperan el apoyo de su bloque, que integran ocho consejeros que representan a distintos sectores, pero en estas primeras horas se abrieron varios interrogantes. Son optimistas con contar con los votos de los jueces Ricardo Recondo y Juan Manuel Culotta, a pesar de que los magistrados suelen ser históricamente cuidadosos en las acusasiones contra sus pares.

Entre los reparos de algunos jueces se interpreta que la acusación contra Ramos Padilla por supuesta falta de imparcialidad en el trámite del caso que salpicó a legisladores de Cambiemos está aún por resolverse en el expediente judicial, según pudo reconstruir LA NACION.

La Cámara Federal de Mar del Plata todavía no resolvió el pedido de nulidad y la recusación contra Ramos Padilla que interpuso el fiscal Carlos Stornelli. "Me parece que es un tema más electoral que judicial", sintetizó un experimentado magistrado.

"No advierto hasta el momento ningún motivo para acusar a Ramos Padilla. ¿Cuál es el problema? ¿Que exponga en el Congreso cuando la causa ya no estaba en secreto de sumario? Entonces, los jueces no podríamos salir más en ningún lado", argumentó el magistrado Alberto Lugones, un voto que dan por perdido en el Gobierno.

Otros interrogantes abren el consejero Juan Pablo Más Vélez, abogado porteño cercano a la agrupación Franja Morada, donde también militó Ramos Padilla durante su juventud. Tampoco hizo pública su postura el consejero Diego Molea, representante de los académicos.

Los peronistas Miguel Pichetto , Graciela Camaño y Ada Itúrrez se mantienen por ahora en silencio. La postura de Pichetto será clave porque, además, preside la comisión de Disciplina y Acusación que cumple con cuestiones administrativas que podrían darle celeridad al tema.

La oposición

En el Gobierno se ilusionan al decir que el peronismo tampoco "convalidó" la visita de Ramos Padilla al Congreso, ya que como hizo Cambiemos -sostienen- tampoco participó del encuentro. Pero en el Frente Renovador recordaron que el diputado Carlos Selva sí asistió a la exposición que motivó la denuncia.

El Gobierno denunció al juez Ramos Padilla por supuesta falta de parcialidad después de haber presentado distintas pruebas del caso que involucra al falso abogado Marcelo D'Alessio ante la comisión de Libertad de Expresión de la Cámara de Diputados.

En el oficialismo insistían ayer en comparar a este caso con la instrucción que llevó adelante el juez Norberto Oyarbide en el caso de las escuchas ilegales, que involucró al entonces jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri.

Por lo pronto, la denuncia contra Ramos Padilla sería tratada por primera vez en unos diez días, cuando se reúna la comisión, informaron fuentes oficiales. Aunque en esta semana se podría acelerar el sorteo para determinar qué consejero quedará al frente del expediente.

Por: Iván Ruiz
ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.