El Consejo rechazó una acordada de la Corte

(0)
23 de marzo de 2000  

El Consejo de la Magistratura, en una reunión plenaria en la que se habló de promover el juicio político de todos los integrantes de la Corte Suprema, rechazó una acordada dictada por el alto tribunal que le había recortado parte de sus competencias.

Desde que se creó el Consejo, la Corte Suprema adoptó varias resoluciones para acotar las atribuciones que la Constitución nacional le dio al organismo. En una de esas resoluciones, la Corte llegó a desconocer que el Consejo pueda tener la superintendencia de su propio personal, lo que implicó también negarle la atribución de dictar reglamentos.

Por eso, ayer, 15 consejeros, con el único voto en contra del juez comercial Bindo Caviglione Fraga, votaron por "declarar que la Corte se excedió en sus competencias y sustituyó al Consejo en el ejercicio de sus funciones".

El senador Horacio Usandizaga (Alianza-Santa Fe), reconoció durante el debate que la Corte considera al Consejo como un cuerpo de escasa importancia y su par Ricardo Branda (PJ-Formosa),aseguró que la Corte nunca aceptó reunirse con los miembros del Consejo para discutir una distribución de las competencias.

Durante la sesión, la postura más moderada la tuvo Miguel Angel Pichetto (PJ-Río Negro), que propuso un camino de diálogo, aunque finalmente votó la resolución del cuerpo.

Embate

Pero a lo largo del debate también se trató otra idea, que no llegó a aprobarse, pero que ganó mayor cuerpo que en días anteriores: Humberto Quiroga Lavié propuso pedir el juicio político a los nueve integrantes de la Corte, idea que fue apoyada por Branda y por otros consejeros.

Melchor Cruchaga (Alianza-Buenos Aires), partidario de mantener una postura dura, prefirió callarse, pues no cree que el embate contra la Corte deba llegar tan lejos.

Sabe que la Alianza no tiene intención de acorralar a la Corte y, en eso coincide con Pichetto, considera que la mejor solución política es el diálogo.

Toda esta discusión tiene lugar en medio de una fuerte crisis que afecta al Consejo por su demora en cubrir las ochenta vacantes judiciales a la que se suman las acusaciones y sospechas que se cruzan entre los consejeros.

El senador Augusto Alasino acusó a los consejeros que representan a los jueces de desatar una campaña de prensa en su contra.

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.