Derechos humanos. El Ejército niega conocer el destino de Santucho