El fiscal prepara medidas para investigar a Boudou

Pedirá informes a la AFIP y a Moreno sobre la imprenta Ciccone
(0)
23 de febrero de 2012  

El fiscal federal Carlos Rívolo presentará un requerimiento para impulsar la investigación del vicepresidente Amado Boudou , bajo sospecha de haber favorecido a un grupo de allegados a él en negocios con el Estado.

Rívolo prepara un escrito donde pedirá, en la causa que le delegó el juez federal Daniel Rafecas, una batería de medidas de prueba. Busca establecer si es cierto que Boudou favoreció al grupo empresario que controla la ex imprenta Ciccone Calcográfica , autorizada a imprimir papel moneda.

La AFIP le había pedido a la justicia en lo comercial la quiebra de Ciccone tras acumular deudas por mas de 240 millones de pesos. La quiebra se decretó el 15 de julio de 2010.

Sin embargo, la propia AFIP sorprendió a las partes en el expediente y consintió semanas después el pedido de levantamiento de esa medida, planteado por un grupo empresario, que se presentó como el nuevo controlante de la imprenta. Se trataba del amigo de Mar del Plata de Boudou, el abogado Alejandro Vandenbroele, que actuó en representación de la firma The Old Fund SA.

Vandenbroele aportó para levantar la quiebra un depósito judicial en efectivo de 567.000 pesos, que realizó el 3 de septiembre de 2010. Ocho días después, la empresa London Supply se presentó en el expediente comercial y acompañó una nota en la que consignó la transferencia de 1,8 millones de pesos "por cuenta y orden" de Vandenbroele.

London Supply, que maneja los aeropuertos de El Calafate, Ushuaia y Trelew, a su vez, es socia en dos emprendimientos de Searen SA, que figura como propietaria del departamento de Puerto Madero donde vive el vicepresidente Boudou, valuado en medio millón de dólares.

Ciccone, ya con sus nuevos dueños, se encargó de la impresión de las boletas electorales del Frente para la Victoria correspondientes a las elecciones primarias de agosto del año pasado y obtuvo el apoyo técnico de Casa de Moneda para la impresión de billetes de 100 pesos, por unos 50 millones de dólares. Este negocio quedo trunco porque estalló el escándalo.

Uno de los funcionarios del Banco Central que habría respaldado la participación de Ciccone en el negocio fue el gerente general Benigno Vélez, ahora desplazado del cargo en una decisión que comunicó la presidenta de la entidad, Mercedes Marcó del Pont.

El fiscal Rívolo, con todos estos antecedentes, pedirá el expediente comercial de la quiebra de Ciccone Calcográfica para rastrear cómo fue el proceso, qué intervención tuvo la AFIP en el tema y cómo se produjeron los aportes de capital que permitieron el levantamiento de la quiebra.

También pedirá el expediente de la AFIP y el de la Secretaría de Comercio Interior, a cargo de Guillermo Moreno, mediante el cual le restituyó a la ex Ciccone la planta impresora que alquilaba por un año la firma Boldt, a pesar de que tenía la venia del juez de la quiebra.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.